30.8 C
Caracas
miércoles, 23 septiembre, 2020

Sectores prioritarios se quedan sin gasolina en los Andes

En Mérida, Táchira y Trujillo solo había venta de gasolina para sectores prioritarios esta semana; sin embargo, conductores de vehículos pertenecientes a estos sectores, como transportistas de cosechas y médicos, denunciaron que el combustible se agotó antes de que pudieran surtirse

-

Mérida, San Cristóbal y Valera.– Pacientes crónicos, funcionarios y transportistas de alimentos de los estados andinos del país denuncian que la gasolina es insuficiente y que deben esperar hasta más de 12 horas para poder surtirse, a veces sin poder lograrlo. Por su parte, médicos del municipio Ayacucho del estado Táchira llevan un mes sin recibir el combustible en la única estación de servicio habilitada en la entidad.

En Táchira, entidad fronteriza con Colombia, no hay venta de gasolina para particulares desde hace cuatro semanas, mientras que en Mérida y Trujillo, esta semana de cuarentena radical por COVID-19 solo se atendieron a los sectores priorizados, establecidos por autoridades regionales del gobierno de Nicolás Maduro, aunque con limitaciones e insuficiencias.

LEE TAMBIÉN

Mérida | Agricultores exigen ser considerados sector prioritario para surtir gasolina

Pacientes y transportistas agrícolas padecen por gasolina en Mérida

- Advertisement -

El miércoles 5 de agosto, pacientes con enfermedades crónicas pasaron la madrugada frente a la estación de servicio Alto Chama de la ciudad de Mérida, a la espera de poder surtirse de gasolina al día siguiente para acudir a los centros de salud donde reciben tratamiento. Algunos afectados denunciaron a Caraota Digital que los encargados de las gasolineras en la entidad los mandaban de una a otra y no les garantizaban que el combustible alcanzara para ellos.

Ayer, jueves 6 de agosto, un grupo de transportistas de alimentos agrícolas cerró el paso en la avenida Los Próceres de la capital merideña, a la altura de la estación de servicio conocida como Palo Palito, debido a que la gasolina se agotó antes de que ellos pudieran surtirse, pese a tener el salvoconducto otorgado por las autoridades competentes.

En municipios alejados de la capital del estado venden el carburante uno o dos días a la semana, mientras que en otros, como Arzobispo Chacón, el suministro llega cada 22 días, y en Pueblo Llano no venden desde el pasado 2 de agosto. La mayoría de los municipios con mayor escasez de combustible son productores agrícolas cuyas cosechas surten a los mercados del país.

Productores agrícolas del estado han denunciado a El Pitazo que no son considerados como sector prioritario, pese a que necesitan gasolina para el funcionamiento de maquinaria indispensable para la siembra y el mantenimiento de los cultivos.

LEE TAMBIÉN

Persiste escasez de gasolina en Táchira tras ocho regulaciones distintas

Médicos sin gasolina en la zona norte del Táchira

En el municipio Ayacucho, ubicado en la zona norte del estado Táchira, la gasolinera destinada a los sectores priorizados ha estado cerrada durante un mes, situación que tiene al personal de salud sin poder movilizarse hasta los centros asistenciales.

El personal médico, de enfermería, administrativo y de limpieza de cinco clínicas, de la unidad de diálisis, del Centro Diagnóstico Integral (CDI) y del hospital general de esa jurisdicción, cuya capital es San Juan de Colón, no tienen gasolina y deben pedir «colas» o que alguien los busque en sus casas para trasladarse a sus puestos de trabajo.

En Táchira no hay venta de gasolina para particulares desde hace cuatro semanas y los sectores priorizados denuncian que tampoco reciben combustible regularmente | Foto: Lorena Bornacelly

“En mi caso yo atiendo a pacientes sospechosos de COVID-19, y lo que hago es que les digo a mis compañeros que les digan a las familias que busquen un mototaxista que me lleve de mi casa al hospital y así poder cumplir con mi trabajo, porque yo tengo una moto y ya no puedo comprar gasolina revendida. Las dos primeras semana lo hice, pero no tengo ese dinero. Es lamentable porque yo estoy dispuesta a trabajar, pero me toca esperar por la gente porque no hay de otra manera”, dijo una médica que prefirió reservar su identidad por temor a que cuando se reanude la venta de gasolina pueda quedar excluida.

Por su parte, el alcalde de este municipio, Yonnhy Lizcano, denunció la misma situación, pues el personal médico le ha pedido ayuda con el abastecimiento de gasolina. “Todos tienen más de un mes que no se surten y algunos me denuncian, incluso, que en lo que va de pandemia nunca les han vendido gasolina. Es preocupante porque esto está afectando a enfermeras y personal de limpieza del sector salud. Todos los sectores priorizados están en emergencia”, aseguró Lizcano.

En Ayacucho hay cinco estaciones de servicio, de las cuales solo una está destinada para la venta a quienes tienen prioridad para la compra del combustible durante la cuarentena nacional por COVID-19. Sin embargo, tras el incremento de casos de enfermedad por coronavirus en Táchira, el despacho está suspendido para particulares y a las gasolineras dolarizadas no ha llegado el suministro.

LEE TAMBIÉN

Bomberos de Trujillo solo tienen dos vehículos para el municipio Valera

Sectores priorizados padecen ante la escasez de gasolina en Trujillo

Los conductores de sectores priorizados, que han tenido acceso a la venta de gasolina durante esta semana de cuarentena radical, también han padecido por la falta de este combustible en el estado Trujillo. En la mañana de este viernes, 7 de agosto, de nueve estaciones de servicio visitadas por El Pitazo en el municipio Valera, solamente dos estaban abiertas para los organismos de seguridad y usuarios con salvoconducto.

Un funcionario, quien prefirió no revelar su identidad, explicó a El Pitazo que estuvo tres horas en la fila para poder abastecer el tanque de su vehículo a su máxima capacidad, lo que pudo hacer gracias al apoyo de superiores. Sin embargo, comentó que ese no es el caso de los demás efectivos, quienes recibían un máximo de 20 litros por vehículo.

La mayoría de las estaciones de servicio del municipio Valera del estado Trujillo estaban cerradas este viernes, 7 de agosto | Foto: María Gabriela Danieri

La causa de este racionamiento es la disminución de la distribución de Pdvsa al estado. En los últimos cinco días, los habitantes de los municipios Trujillo, Boconó y Valera, de mayor concentración demográfica y comercial, reportaron el retraso de la llegada de las gandolas hasta por cuatro días. En otros municipios, como San Rafael de Carvajal y Rafael Rangel, el despacho tiene 20 días sin llegar, situación que ha generado malestar en la ciudadanía. En esta entidad andina los agricultores también han manifestado su descontento al ser excluidos de los sectores prioritarios.

La escasez de gasolina es cada vez más aguda en Mérida, Táchira y Trujillo, donde la cantidad de litros asignados a las gasolineras se reduce cada semana, así como disminuye el número de estaciones de servicio habilitadas. En la mayoría de gasolineras solo está permitido vender un máximo de 10.000 litros diarios, lo que supone surtir solo 500 vehículos a razón de 20 litros por cada uno.

5/5 (1)

¿Qué tan útil fue esta publicación?

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado