Obispo de Trujillo: “José Gregorio está presente en cada casa venezolana y corazón del pueblo”

Unas 700 personas participaron en la caminata especial para conmemorar el centenario de la muerte del doctor José Gregorio Hernández Cisneros. Los peregrinos recorrieron 17 kilómetros de Valera a Isnotú para abogar por su beatificación

366
El Santuario de Isnotú recibió a los devotos en la primera caminata para conmemorar el centenario de la muerte de JGH | Fotos: María Gabriela Danieri

Valera.- El Obispo de la diócesis de Trujillo, Cástor Oswaldo Azuaje, ofició la misa en la conmemoración de los 100 años del fallecimiento del doctor José Gregorio Hernández, este 29 de junio, en el Santuario del Niño Jesús en Isnotú. El Monseñor expresó que la muerte de El Venerable no acalló su santidad, al contrario, la propagó en el país y el resto del mundo.

“Hoy se cumplen 100 años de la singular muerte del Dr. José Gregorio Hernández. Más allá de la coyuntura anecdótica de su muerte, el fin de una vida no acalló su fama de santo. Aquel hombre, tenemos que decirlo, vive entre nosotros por el inolvidable testimonio de ejemplaridad. Sigue presente en cada casa venezolana, sobre todo en el corazón de su pueblo, a quien consagró su vida como médico, siendo muy hijo de la iglesia católica”, dijo durante la homilía de la misa central.

Recordó que la santidad de JGH fue reconocida por el Papa Juan Pablo II en enero de 1986, por lo cual, los venezolanos podemos estar confiados en su pronta beatificación. Recordó que la santa sede evalúa un reciente milagro. Además, agregó que abogan por un milagro más grande: la pronta libertad de Venezuela.

Misa en la conmemoración de los 100 años del fallecimiento del Dr. José Gregorio Hernández | Foto: María Gabriela Danieri

Caminata

El padre Reinaldo Pacheco, presbítero del Santuario, detalló que la caminata contó con la participación de unos 700 peregrinos, quienes salieron desde Valera hasta Isnotú. Un camino de 17 kilómetros de distancia, que por primera vez, se hace en junio.

Muchos la realizaron para pedir por la beatificación de El Venerable y otros por promesas personales.

Yoelvi León, miembro de la cofradía San Juan de la Cruz, comentó que caminó para pedir por la salud de los enfermos de su comunidad y la conversión de los venezolanos.

“Por la conversión de muchas personas que necesitan acercamiento a Dios, en especial en estos momentos, cuando los venezolanos están lejos de la fe. También por la pronta beatificación de José Gregorio, que eso es lo que se quiere”, manifestó la peregrina.

María Aldana, del municipio San Rafael de Carvajal, caminó con un grupo por la salud de su mamá. “Nos vinimos caminando desde allá, que es un poco más lejos, pero lo hicimos por la fe. Yo particularmente por la salud de mi mamá y la de mi familia”, dijo la creyente.

DÉJANOS TU COMENTARIO