Mérida | Organizaciones siembran 240 árboles en área afectada por incendios forestales

El bosque Santa Rosa Norte había perdido una extensa área de cobertura arbórea por incendios forestales. Este bosque protege a las nacientes de agua que surten a la comunidad que vive en la parte de alta del sector Santa Rosa de Mérida

107
Vecinos y miembros de distintas instituciones participaron en la reforestación del bosque Santa Rosa Norte de Mérida | Foto cortesía: Nelson Rojas

Por María Gabriela Osuna

Mérida.- El 22 de mayo, el grupo andino de rescate Asociación de Guías de Montaña del estado Mérida (Agmm) y la comunidad de aprendizaje de la coordinación de estudios abiertos de la Universidad Politécnica Territorial de Mérida Kléber Ramírez (Uptm) celebraron el día Internacional de la Diversidad Biológica sembrando 240 árboles en el bosque Santa Rosa, norte del Cerro la Pelota, ubicado en el parque Nacional Sierra de La Culata de Mérida.

El bosque había perdido una extensa área de cobertura arbórea por incendios forestales, motivo por el que las organizaciones locales decidieron recuperar parte de ese ecosistema.

“Decidimos reforestar porque, en los últimos diez años, los incendios devastaron una parte del ecosistema y la flora del sector Santa Rosa. Además, este bosque protege a las nacientes de agua que surten a la comunidad que vive en la parte de alta de ese sector. Por ello, queremos que los vecinos tomen conciencia de la importancia de la conservación de los recursos naturales”, dijo a El Pitazo Nelson Rojas, presidente de la Asociación de Guías de Montaña del estado Mérida.

LEE TAMBIÉN: Táchira | Gobernadora denuncia que Freddy Bernal es quien pasa café colombiano por trochas

Gracias a las donaciones de árboles por parte de la Facultad de Ciencias Forestales y Ambientales de la Universidad de Los Andes (ULA), el Instituto Nacional de Parques (Inparques), la finca Potrero Perdido, La Comisión Nacional para Reforestación (Conare), el Instituto para el Control y la Conservación de la Cuenca del Lago de Maracaibo (Iclam), el bosque podrá recuperarse progresivamente. De esta manera, se garantizará suministro de agua para la comunidad, pero también la conservación del hábitat natural de distintas especies.

Primera fase de reforestación

Antes de iniciar la actividad, funcionarios de Conare y algunos profesores de la Facultad de Ciencias Forestales y Ambientales explicaron cómo debía hacerse el proceso de reforestación. Tras recibir las instrucciones, los vecinos y miembros de las distintas instituciones se organizaron en grupos, para sembrar los 240 árboles autóctonos de la zona.

Aunque reforestar todo el cerro La Pelota requeriría al menos de unas 5000 plantas, Rojas aseguró que esta es solo la primera fase para recuperar al bosque. Asimismo, manifestó su deseo de que otros organismos del estado se unan a la iniciativa. “Con esta primera fase queremos incentivar a los organismos ,que se dedican a este tipo de actividad, a trabajar en estos programas de conservación que son tan importantes para el estado Mérida”.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.