25.7 C
Caracas
jueves, 30 junio, 2022

Daniel Infante cumple cuatro años inmóvil y sin habla por un disparo

El 24 de abril de 2017 una persona, aún no identificada, disparó en Mérida contra quienes participaban en el plantón nacional convocado por la oposición en las protestas de ese año. Aunque Daniel Infante no participaba, una bala disparada por motorizados penetró en su cabeza, donde permanece alojada

-

Mérida.- Daniel Infante tenía 25 años de edad cuando un grupo de motorizados afectos al gobierno de Nicolás Maduro, que dispararon en el lugar donde él infortunadamente se encontraba, le desgraciaron la vida. El hecho, que permanece impune, ocurrió el lunes 24 de abril de 2017 en Mérida, en el marco del “plantón contra la dictadura” que convocó la oposición en todo el país durante las protestas sociales ocurridas ese año.

A Daniel una bala le penetró la cabeza y se alojó en el lado derecho de su cerebro, donde aún permanece. Perdió gran parte de su masa encefálica y, en consecuencia, quedó totalmente inmóvil y sin poder hablar. Así, postrado en una cama, permanece desde hace cuatro años en el apartamento donde vive con su mamá, su hermana y sus dos sobrinas.

Daniel no participaba en el referido plantón. Bajó de su apartamento a conversar con otros vecinos que veían de lejos la manifestación, cuando llegaron los motorizados a disparar para dispersar la protesta. En cuatro años, funcionarios de investigación policial han ido una sola vez a la vivienda de Infante para las investigaciones del caso.

El 10 de julio de 2020 Daniel Infante cumplió 29 años. Desde que tiene 25 está postrado en una cama por una bala que recibió en su cabeza, dónde permanece alojada | Foto: cortesía Diana Infante.

El Observatorio de Derechos Humanos de la Universidad de Los Andes (ODH-ULA) contabilizó más de 2.000 heridos en Mérida durante las protestas sociales registradas entre marzo y julio de 2017. Además, 16 personas fallecieron en el estado como consecuencia de los disturbios y de ataques perpetrados contra los manifestantes.

LEE TAMBIÉN

Informe de Amnistía Internacional contabilizó 2.000 ejecuciones extrajudiciales y 9.000 protestas en Venezuela

Necesita ayuda

Diana Infante, hermana de Daniel y quien se encarga de todos los gastos de él y del hogar, lamenta que su hermano no pueda recibir las terapias que amerita para poder ir ganando movilidad corporal y volver a hablar. En enero de 2020 el último terapista que lo atendió se fue del país. Antes ya habían emigrado los anteriores. Los que podrían atenderlo ahora tienen tarifas que Diana no puede pagar.

“Él continúa igual sin moverse y sin hablar. Está necesitando hacerse terapias, pero no podemos pagarlas, más los gatos fijos de pañales, centros de cama, toallitas húmedas, medicamentos: ácido valproico, clonazepan, baclofeno, pregabalina, vitaminas”, dijo Diana Infante a El Pitazo este sábado, 24 de abril.

En la plataforma GoFundMe hay una campaña abierta para hacer donaciones a Daniel, a la que se puede acceder en este enlace. Para transferencias en dólares está disponible la cuenta de Mercantil Panamá: 639002227, a nombre de Diana Infante, correo: [email protected]

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a