20.7 C
Caracas
lunes, 16 mayo, 2022

Piden libertad para periodista marroquí encarcelado por un tuit contra autoridades de la justicia

La detención de Radi desató una ola de indignación social entre personalidades del país, activistas de derechos humanos, periodistas y ONG nacionales e internacionales que reclamaron su libertad

-

Decenas de manifestantes se concentraron este sábado, 28 de diciembre, en el centro de Rabat para reclamar la libertad del periodista Omar Radi, encarcelado desde el jueves, 26 de diciembre, a la espera de ser juzgado por un tuit en el que criticaba a la justicia.

Periodistas y activistas defensores de derechos humanos se congregaron frente a la sede del Parlamento para denunciar el arresto de Radi y denunciar el retroceso de la libertad de expresión en Marruecos.

«El pueblo quiere la libertad del preso político» fue uno de los lemas coreados durante la concentración, convocada por el Comité de Solidaridad con Radi, formado ayer para defender al reportero detenido.

Radi, periodista independiente de 33 años, fue arrestado el pasado jueves tras ser acusado por la Fiscalía de «insultar a un juez» a raíz de un tuit que publicó en abril en el que criticó las sentencias en apelación contra los activistas rifeños del Hirak, movimiento de protestas sociales que estalló en 2017 en el Rif.

La próxima audiencia del juicio de Radi se celebrará el 2 de enero en el Tribunal de Primera Instancia de Casablanca, a 100 kilómetros de Rabat.

La detención de Radi desató una ola de indignación social entre personalidades del país, activistas de derechos humanos, periodistas y ONG nacionales e internacionales que reclamaron su libertad.

LEE TAMBIÉN

Tribunal condena a siete periodistas turcos por colaboración terrorista

El Sindicato Nacional de Prensa consideró inaceptable que Radi fuese procesado por el Código Penal y no por el Código de Prensa, que no contempla penas de privación de la libertad.

Por su parte, Reporteros Sin Fronteras y Human Rights Watch exigieron la liberación inmediata de Radi.

Las redes sociales se llenaron de fotos y mensajes de solidaridad con el periodista detenido bajo el hashtag (#FreeOmarRadi) y (#Freekoulchi o libertad para todos), en referencia a otras personas que fueron juzgadas este mes por su activismo en las redes.

La detención de Radi se produjo el mismo día en el que el youtuber Mohamed Sekkaki, conocido por el nombre de «Moul Kaskita», fuese condenado a cuatro años de cárcel y a pagar una multa de 40.000 dirhams (unos 3.600 euros) por «injurias al pueblo marroquí y a sus instituciones» y por «ofensa al rey» Mohamed VI tras la publicación de un vídeo crítico en su canal.

Otro activista será procesado el próximo lunes en Jenifra (centro de Marruecos) por «ultraje a la bandera nacional» a raíz de un comentario publicado en Facebook.

Hace un mes, un rapero fue condenado a un año de cárcel por un tribunal de la ciudad de Salé, vecina a Rabat, por un vídeo colgado en las redes sociales en el que insultaba a la policía, aunque varias ONG vincularon su condena a su aparición en un clip musical en Youtube en el que criticaba al monarca.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a