Francia | Macron recibe una cachetada por un hombre durante viaje oficial

La imagen circuló rápidamente en las redes sociales y muestran cómo el mandatario se acerca a una valla a saludar a la gente que lo esperaba en la calle. Al darle la mano a un hombre, este lo abofeteó con la otra

101

París.- El presidente de Francia, Emmanuel Macron, fue abofeteado este martes por un hombre durante un viaje oficial en el departamento de Drôme, donde los guardaespaldas intervinieron rápidamente y dos personas fueron detenidas.

La imagen circuló rápidamente en las redes sociales y muestran cómo el mandatario se acerca a una valla a saludar a la gente que lo esperaba en la calle. Al darle la mano a un hombre, este le da una cachetada con la otra.

El Elíseo se limitó a confirmar que «un hombre intentó golpearlo», aunque el vídeo da la sensación de que sí le llega a tocar, y señaló que no harán más comentarios al respecto, aunque sí precisó que los intercambios de Macron con la gente prosiguieron después de lo sucedido.

El jefe de Estado se encontraba en la zona en la segunda etapa de una mini gira que está haciendo por Francia para «tomarle el pulso» al país, según sus propias palabras, en el mismo mes de las elecciones regionales, que se celebrarán el 20 y el 27 de junio, y a un año de las presidenciales.

No es la primera vez que uno de sus encuentros directos con la población acaba con incidentes.

En marzo de 2017, cuando todavía era candidato presidencial, recibió el impacto de un huevo en una visita al Salón de la Agricultura de París, y en junio en junio de 2016, como ministro de Economía del socialista François Hollande, un grupo de sindicalistas hizo lo propio en Montreuil, en las afueras de la capital.

La reacción de la clase política no tardó en mostrar hoy su condena por este altercado. Entre ellos, el primer ministro, Jean Castex, que se pronunció en la Asamblea Nacional: «La democracia es debate, diálogo, confrontación, expresión de desacuerdos legítimos, pero no puede ser en ningún caso violencia, agresión verbal y mucho menos agresión física», dijo.

A su juicio, a través del jefe Estado, toda la democracia ha sido atacada. La presidenta de la ultraderechista Agrupación Nacional, Marine Le Pen, recurrió a Twitter para decir que aunque «el debate democrático puede ser duro, no debe tolerar en ningún caso la violencia física», por lo que condenó «con firmeza» lo sucedido y lo calificó de «intolerable».

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.