Imputan en Colombia a Alex Saab por su vínculo con escándalo de las cajas Clap

meta_vamaz

Caracas.- Lavado de activos, concierto para delinquir, enriquecimiento ilícito, exportaciones e importaciones ficticias y estafa agravada por el escándalo de su empresa Shatex, fueron los delitos imputados por la Fiscalía de Colombia contra Álex Nain Saab Morán, empresario barranquillero vinculado también al escándalo de las cajas Clap, de acuerdo a lo reseñado por el diario El Espectador.

La Fiscalía de Colombia sostiene que Álex Saab, junto a sus hermanos Amir y Luis Alberto, su exesposa Cynthia Certain y su socio Julio César Ruiz, habrían lavado 25.000 millones de dólares, recursos que en su mayoría llegaron desde Venezuela en 2007 y salieron de Colombia a cuentas de sociedades de papel en el exterior, a través de presuntas operaciones ficticias de comercio exterior de la empresa Shatex.

Shatex S.A. fue una empresa creada por Alex Saab y su familia el 9 de octubre de 1998, meses antes de que Hugo Chávez llegara al poder en Venezuela. La firma fue liquidada el 5 de abril de 2016. Sin embargo, a lo largo de casi 20 años, sufrió numerosas transformaciones que complejizaron su estructura societaria. Empezó siendo una sociedad limitada dedicada a la industria textil, pero en junio de 2004 se transformó en sociedad anónima. En 2014, cuando ya no registraba operaciones, pasó a ser sociedad anónima simplificada. Así se mantuvo hasta que entró en liquidación. Para las autoridades, fue la empresa matriz del grupo Saab desde la cual se montó la operación de lavado.

LEE TAMBIÉN: 

AUDIO | EQUIPO DE ARMANDO-INFO RECIBIÓ AMENAZAS VÍA TWITTER POR REPORTAJE SOBRE LAS BOLSAS CLAP

Según análisis de operaciones de comercio exterior de Shatex, desde el 15 de abril de 2007, el grupo Saab decidió cambiar su objeto social y empezar a importar y exportar productos textiles y de construcción, al punto de que no solo se negociaron textiles, sino que se importaron hasta reactores nucleares.

De acuerdo a otro artículo de El Espectador, la DEA de EEUU alertó sobre la posibilidad de que sus actividades económicas sirvieran para financiar a grupos terroristas. Álex Saab era una persona que viajaba constantemente a Venezuela, resalta un documento de la DEA que está en manos de la Fiscalía colombiana.

Saab es considerado prófugo de la justicia colombiana desde septiembre de 2018, pues no ha atendido a ninguna diligencia judicial, aún con una orden de captura, resaltó El Espectador.

Con información del diario colombiano El Espectador

DÉJANOS TU COMENTARIO