Paro en Guayana: Sebin vigila escuelas y directores levantan actas a docentes

En el estado Bolívar, la secretaria general del Colegio de Profesores, Aída González, dijo que también han usado la presencia de milicianos en los planteles para intimidar a los educadores, mientras que en Delta Amacuro, el gremio salió a las calles para rechazar los amedrentamientos

113
as escuelas de Ciudad Guayana estuvieron desoladas durante el segundo día de paro nacional | Foto: Carlos Suniaga

Ciudad Guayana.- La presencia de funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) y de milicianos en las escuelas, así como el levantamiento de informes en contra de los docentes, marcaron el segundo día de paro nacional en los estados que componen a la región Guayana de Venezuela.

El coordinador del Sindicato de Educadores de Delta Amacuro, Jesús González, denunció que en la escuela Tarcisia de Romero, en Tucupita, hubo presencia de funcionarios del Sebin. González ofreció las declaraciones en medio de una asamblea de educadores realizada la mañana de este miércoles 13 de noviembre, dejando claro que a pesar de las intimidaciones seguirán reclamando su derecho a un salario digno.

LEE TAMBIÉN

EN EL ORIENTE VENEZOLANO LOS DOCENTES VIVEN ENTRE REBUSQUES Y AMENAZAS

“El patrono, representado por el Gobierno regional y la Zona Educativa número nueve, se han dedicado a una persecución perversa nunca vista en el estado; comenzaron a utilizar a las fuerzas de seguridad del Estado para amedrentar y presionar a los educadores para que no sigan luchando, pero no lo van a conseguir”, aseguró el gremialista.

Los maestros de Tucupita, estado Delta Amacuro, salieron a la calle a protestar por un mejor sueldo | Foto: Melquiades Ávila

A pesar de ello, los maestros salieron a marchar por las principales calles de Tucupita, la capital deltana. “El miedo y el temor quedaron atrás y si el patrono se mete con uno de los docentes o cualquier escuela, entonces se estará metiendo con todo el magisterio”, agregó. En esta zona del país, el gremio también está dispuesto a sumarse con la huelga indefinida si el gobierno del cuestionado Nicolás Maduro no está dispuesto a cumplir la convención colectiva.

Informes y milicianos

La secretaria general del Colegio de Profesores del estado Bolívar, Aída González, denunció que durante el segundo día de paro de los educadores se materializaron las amenazas que hicieron autoridades oficiales a quienes acataran la protesta. Dijo que los directores de los planteles levantaron actas y amenazaron con suspensiones y despidos a los maestros que se sumaron a la actividad.

“Nos amenazan con levantar procedimientos administrativos a nuestros colegas, pero esto es ilegal, porque estamos en el derecho de protestar. Es un paro avalado por todos los gremios y notificado a la Inspectoría del Trabajo”, señaló González.

LEE TAMBIÉN

DOCENTES DENUNCIAN AMEDRENTAMIENTO EN ESCUELAS DE ARAGUA EN SEGUNDO DÍA DE PARO

Sostuvo que los sindicatos no van a permitir que se despida a ningún docente. Este miércoles 13 de noviembre, el Colegio de Profesores de Bolívar estimó que a pesar de las amenazas, el paro se cumplió en más de un 80% en toda la entidad. “La Zona Educativa y Mauro Suárez (secretario de Educación de la Gobernación) saben que el paro es legal y a ninguna persona que esté en paro la pueden tocar”, aseguró la representante de los educadores.

En Caicara del Orinoco, municipio Cedeño, los milicianos estuvieron presentes en las instituciones educativas y aunque no realizaron amenazas, los educadores estuvieron alerta, mientras que en Ciudad Bolívar, la Federación Venezolana de Maestros (FVM) no cuenta con reportes de despedidos, pero sí de los instrumentos que tienen que llenar los supervisores contabilizando a los docentes que fueron a los colegios y los que se sumaron al paro.

“Tenemos los audios de las autoridades que amenazan y llaman a los supervisores a evaluar quiénes se fueron de paro; también tenemos los informes que realizan a diario. Eso se llama intimidación”, resaltó la presidenta de la FVM en el estado, Lina Maradey de Beltrán.

Panorama normal

En el sur del estado Bolívar, en el municipio Gran Sabana, los profesores continúan sin sumarse a los paros convocados por los sindicatos en todo el territorio nacional. El panorama fue el mismo de todos los días en las escuelas: niños viendo clases.

«Nos convocó gente de los partidos políticos y unos cuantos perseguidos que están en Brasil, pero no nos fuimos de paro porque tenemos miedo de protestar», aseguró una obrera que labora en uno de los preescolares que solían tener mayor matrícula en Santa Elena de Uairén y quien no quiso identificarse por el mismo temor de ser identificada y acosada.

Ya directores de planteles ubicados en esta zona fronteriza advirtieron en el último llamado a la calle que no participarían tras recibir amenazas y advertencias de afectos a Nicolás Maduro que vigilan muy de cerca el comportamiento de diferentes gremios desde las protestas de febrero, que dejaron ocho muertos y más de 50 heridos. 

Con redacción de Jesymar Añez, Gladylis Flores, Carlos Suniaga, Glorimar Fernández y Melquiades Ávila 

¿Qué tan útil fue esta publicación?

¡Haz clic en una estrella para calificarla!

Puntuación / 5. Votos:

No hay votos hasta ahora! Sé el primero en calificar esta publicación.

DÉJANOS TU COMENTARIO