Indígena con COVID-19 en Amazonas llegó a Venezuela desde Brasil

El nuevo caso de coronavirus se confirmó en la comunidad Galito, municipio Maroa, en la entidad amazonense. El gobernador Miguel Rodríguez anunció que la paciente fue aislada y permanece asintomática recibiendo tratamientos

68
Autoridades refuerzan el cerco epidemiológico en comunidades fronterizas en el municipio Maroa para cortar la cadena de contagios. Foto: cortesía

Puerto Ayacucho.- Una indígena del pueblo indígena curripaco, del municipio Maroa del estado Amazonas, fue confirmada con COVID-19, siendo la contagiada 16 que se registra en la entidad, informó a través de su cuenta en la red social Facebook el domingo 21 de junio, el gobernador Miguel Rodríguez, quien se trasladó a la mencionada jurisdicción junto al epidemiólogo Miguel Hernández.

Rodríguez detalló que se trata de una mujer de 54 años de edad, quien regresó al país desde la población de San Gabriel de Cachoeira, Brasil. Indicó que la paciente permanece recluida en el centro médico de la capital maroeña asintomática, aislada y recibiendo el tratamiento asignado cumpliendo las medidas sanitarias para cortar la cadena de contagio.

“Nuestro cerco epidemiológico detectó el primer caso importado de COVID-19 en el municipio Maroa, en la comunidad Galito. Se trata de una señora de 54 años, perteneciente a una familia de venezolanos que llegó hace tres semanas de Brasil”, dijo el mandatario, quien señaló que el grupo de médicos que trabajan con los despistajes serán relevados para reforzar el trabajo en esta zona fronteriza.

El mandatario amazonense señaló que con este nuevo caso ascienden a 16 los contagiados en Amazonas, de los cuales 13 ya se han recuperado. “La mayoría de nuestros pacientes se recuperaron satisfactoriamente gracias a la rápida y efectiva acción de nuestros médicos. No bajaremos la guardia y seguiremos con esta lucha en contra de esta peligrosa pandemia”, puntualizó el gobernador.

El coordinador de epidemiologia de la Dirección de Salud, Miguel Hernández, añadió que viajaron a Maroa con insumos y medicamentos para el personal médico que labora en el cerco epidemiológico en vigilancia sanitaria de la frontera para evitar la entrada de nuevos casos. “El trabajo de los médicos es duro, pero están demostrando una vez más que la salud no tiene frontera”, dijo.

LEE TAMBIÉN

Hombres armados robaron insumos de quirófano del Hospital Militar

¿Qué tan útil fue esta publicación?

DÉJANOS TU COMENTARIO