En Santa Elena de Uairén los maestros hicieron huelga silenciosa

Aseguraron que temen que miembros de colectivos las amenacen por alzar su voz: "Tenemos muchos motivos para salir a protestar, pero tememos que nos pueda ocurrir algo", dijo una de las entrevistadas

224
Docentes hicieron huelga silenciosa por temor a represalias | Foto: Glorimar Fernández

Gran Sabana.- Las escuelas en Santa Elena de Uairén estuvieron abiertas este martes 22 de octubre, pese al llamado de protesta que realizó el magisterio a favor de las reivindicaciones y las mejoras en el sector educativo.

La razón: «Apoyamos la protesta, pero de forma silenciosa, porque tenemos miedo de volver a protestar como lo hicimos en febrero», dijo una de las docentes, quien prefirió resguardar su identidad.

El pasado 22 de febrero, las protestas en esta zona dejaron siete muertos, entre ellos cuatro indígenas pemones y al menos 50 heridos.

El pueblo salió a protestar en ese entonces aupando el ingreso de la ayuda humanitaria por Brasil. En el municipio Gran Sabana irrumpieron grupos que se identificaron como colectivos afectos al gobierno de Nicolás Maduro, parte de ellos vestidos como efectivos del Ejército venezolano, y perpetraron la masacre.

Desde ese entonces, estos grupos permanecen en Santa Elena de Uairén y continúan amedrentando a la población, tal y como constantemente lo han denunciado: cobro de vacunas a comerciantes, contrabando de gasolina y oro, amenazas a dirigentes políticos y líderes indígenas que quieran pronunciarse.

«No sabemos qué nos pasaría si nos atrevemos a salir de las aulas y unirnos a la protesta. Aquí hay mucho por qué alzarse, pero la justicia no llega hasta Santa Elena; aquí solo está resguardado el que no habla ni opina», precisó la docente en nombre de la directora del plantel y de otras maestras que estaban al tanto del llamado de huelga pero se abstuvieron de unirse.

DÉJANOS TU COMENTARIO