Bolívar | Damnificada por inundación: «Vi cómo el agua entró de golpe a mi casa»

Al menos 474 familias han resultado damnificadas por la crecida de los ríos Orinoco y Caroní, en el estado Bolívar. Algunas escuelas fueron habilitadas como refugios temporales para albergar a los afectados, quienes denuncian la falta de servicios y atención

375
Miladis Lares, de 73 años, es una damnificada que está en un refugio temporal | Foto: Carlos Suniaga

Ciudad Guayana.- Es jueves, 19 de agosto, y Miladis Lares, una damnificada por las inundaciones en el estado Bolívar, está en la escuela Wenceslao Monserrat, un refugio temporal que habilitó el gobierno regional.

Pero hace cuatro días, antes de que el río Caroní inundara su casa, ella descansaba; estaba a punto de hacer la cena para su hijo y nietos. Recuerda que llovía muy fuerte. Era domingo, 15 de agosto.

No pensamos nunca que eso se iba a llenar. El río me sacó de golpe. Vi cómo el agua entró de golpe a mi casa”, relata la damnificada de 73 años. La zona donde está su casa es Los Oleandros, una comunidad situada en Puerto Ordaz, a orillas de una laguna que conecta con el embalse de la Central Hidroeléctrica Antonio José de Sucre, conocida como Macagua.

En 2018 su casa también se inundó, pero ella asegura que esta vez vio el río con más fuerza. No le dio tiempo de recoger todas sus cosas. Apenas salvó dos colchones. “Adentro se quedó ni nevera, lavadora, cocina. Todas mis cosas; esto es muy duro, porque no es lo mismo estar en un refugio así que en la casa de uno”, cuenta Lares, quien vive en los Oleandros desde hace 58 años.

En el refugio temporal donde está, duerme en un colchón en el piso y no tiene agua potable. Comparte el lugar con otras 10 familias y la comida que reciben no es la mejor, según dice. “Pero aún en estas condiciones no quiero regresar a mi casa pronto, porque soy hipertensa y sufro del corazón. Y es muy fuerte ver mi casita así bajo el agua”, comenta.

Al menos 474 familias han resultado afectadas por la inundación | Foto: Carlos Suniaga

No abandona su casa

Otros, sin embargo, prefieren quedarse en sus casas, para cuidar lo que el río no se llevó. Simón López, un septuagenario damnificado del sector El Cerrito, dice que no quiere abandonar su propiedad porque apenas se marche, los delincuentes van a entrar a robar. 

Con mi hijo llevamos hasta una zona alta la cama y la cocina, lo demás no lo pudimos sacar y está bajo el agua. Creo que se dañó”, detalla López. Habla al lado de una mata de plátano, la única de su sembradío que no fue arrasada por el agua.

En total, 474 familias resultaron damnificadas, según reportes de Protección Civil. El río Caroní está en alerta roja con 12,84 sobre el nivel del mar, mientras que el Orinoco sigue en alerta amarilla con 11,63 metros, de acuerdo con la medición que se realiza en Ciudad Guayana.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.