20 C
Caracas
sábado, 28 noviembre, 2020

Yukpas exigen en Miraflores atención de emergencia por lluvias en Perijá

300 indígenas provenientes del estado Zulia protagonizaron un enfrentamiento con la Policía Nacional Bolivariana en Puente Llaguno, luego de que se les impidiera el paso hacia el palacio de Gobierno de manera violenta. De forma extraoficial se conoció que un funcionario resultó herido por una flecha

-

Usuarios de las redes sociales reportaron que durante la tarde de este miércoles, 18 de noviembre, se registró una situación irregular en la avenida Baralt de Caracas, a pocas cuadras del Palacio de Miraflores, luego de un enfrentamiento entre la Policía Nacional Bolivariana e indígenas de la etnia yukpa.

Un grupo de aproximadamente 300 personas, integrantes de comunidades indígenas del estado Zulia, llegaron a Caracas con el fin de pedir una reunión con Nicolás Maduro y exigirle atender la situación de la Sierra de Perijá luego de las inundaciones ocurridas en octubre de 2019, y que se encuentran nuevamente vulnerables por las lluvias de los últimos días. El grupo fue interceptado por los funcionarios, quienes les impidieron el paso.

«No quieren que hagamos uso de nuestro derecho en plena libertad. Los policías, el Ejército, la Guardia (Nacional), amenazándonos de una vez con sus armamentos. Hacemos la denuncia al presidente Nicolás Maduro», se escucha decir a una manifestante en un video grabado durante la tarde, cuando los manifestantes caminaban por el centro de la capital para dirigirse hacia la sede del gobierno.

La acción escaló en tensión y se produjo un enfrentamiento entre indígenas y policías en el puente Llaguno, en la escalera que da acceso a la avenida Urdaneta. Se conoció que para las 10:00 pm, los manifestantes continúan en el sitio en protesta.

Los periodistas de sucesos Jesús Medina y Delmiro de Barrio, a través de sus cuentas de Twitter, señalaron de manera extraoficial que un funcionario de la PNB resultó herido por una flecha en el enfrentamiento, aunque la información todavía no ha podido ser confirmada.

La cacica mayor del pueblo yukpa, Sandra Peñaranda, se pronunció en un audio difundido por WhatsApp, donde señaló que su intención era exponer a Maduro su situación en Perijá luego del desbordamiento en octubre de 2019 de los ríos Kunana, Toromo y Yaza, que dejó siete niños muertos y centenares de damnificados, así como pérdidas materiales. La líder indígena asevera que un año después de la tragedia, las autoridades locales no volvieron a dar las ayudas necesarias a sus habitantes.

- Advertisement -

«Venimos a exigir nuestros derechos aquí en Caracas, ya que para allá (Zulia) no se nos toma en cuenta, parece que estuviéramos hasta olvidados. Entonces queremos que el propio presidente nos atienda a nosotros, porque ya está bueno que el Ministerio de los Pueblos Indígenas siempre nos esté engañando», declaró.

Afirmó que fueron maltratados por la policía en Puente Llaguno, donde una mujer resultó lesionada luego de ser atropellada en la avenida y fue llevada a un centro de salud. No obstante, una manifestante contactada por El Pitazo desmintió esta información y aseguró que la indígena, quien tenía un bebé en brazos, fue agredida por un uniformado que la empujó.

En la mañana de este miércoles, en los alrededores del Palacio de Miraflores hubo un fuerte despliegue militar y de tanquetas debido a un simulacro de seguridad que duró algunas horas y ya no estaba presente al momento de la protesta indígena.

LEE TAMBIÉN

Guaidó asegura que este #18Nov se registraron más de 38 protestas

Se conoció que grupos irregulares autodenominados «colectivos» y funcionarios de la Guardia Nacional mantienen cerrado el paso a la avenida Baralt para impedir la llegada de organizaciones no gubernamentales y medios de comunicación.

Pasadas las 11:00 pm, una línea de autobuses enviados por el gobierno llegó a Puente Llaguno para llevarse a los indígenas, quienes habían declarado que dormirían en la calle y no se irían hasta obtener una respuesta desde Miraflores. El grupo se niega a abordar las unidades pues señalan que desconocen hacia dónde piensan llevarlos los funcionarios.

Se conoció que indígenas serían llevados a pasar la noche en el Teatro Nacional, ubicado varias cuadras más abajo, cerca de la plaza Diego Ibarra, hasta que sea procesada su denuncia por las autoridades.

Foto: Cortesía
Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado