22.3 C
Caracas
martes, 18 junio, 2024

OPSU | Madre de bachiller caraqueña asignada en Falcón: le cambiaron la ciudad y la carrera

La obrera Roraima Hernández cuenta lo triste que es ver la decepción de su hija al ser asignada por el SNI en otro estado con una carrera distinta a la que su bachiller quiere estudiar

-

Caracas.- Quedan tan solo dos días para que finalice el lapso de modificación de carreras para optar por un cupo universitario a través del Sistema Nacional de Ingreso (SNI), realizado por el Ministerio de Educación, y muchos son los bachilleres que aún se sienten inconformes o reportan fallas para acceder al servicio.

Esa fue la razón que llevó a la obrera Roraima Hernández a acompañar a su hija a buscar respuesta en la Oficina de Planificación del Sector Universitario (OPSU), en el centro de Caracas, porque a la nueva bachiller le fue asignado un cupo en una institución del estado Falcón, aunque ellas viven en la ciudad capital.

La situación la hace sentir decepcionada porque, además, la carrera ni se acerca a sus preferencias. Sus seis opciones estaban vinculadas con psicología, turismo e idiomas modernos, pero quedó en Desarrollo Empresarial en la Universidad Nacional Experimental «Francisco de Miranda» de Santa Ana de Coro, a más de 440 kilómetros de su hogar.

“Quería que fuera a la universidad”, cuenta mientras sus ojos se llenan de lágrimas y sus palabras se entrecortan. Hernández recalca que su sueño es verla graduada de una profesión universitaria. 

Asimismo, narra que antes de conocer los resultados se sentía emocionada porque fue al liceo, se graduó de bachiller y llenó su registro en el SNI para optar por un cupo universitario. “Ahora que te digan esto”, cuenta la madre de esta joven de 18 años.

Bachilleres tienen hasta el 25 de agosto para cambiar carreras en sistema OPSU

Un título así sea para barrer las calles

“Me siento mal por eso”, contaba Hernández mientras se limpiaba las lágrimas de los ojos a su salida de la OPSU en avenida Este 2 del Centro de Caracas. Esta obrera cree que el título universitario es necesario. 

“Así sea barriendo las calles de Caracas tiene que tener un título”, dice. A su vez, asegura que piensa hacer su mayor esfuerzo para lograr que su bachiller curse la universidad como lo hicieron sus otras dos hijas, quienes ya están graduadas en educación integral y psicóloga.

Roraima Hernández y su hija fueron hasta la OPSU para buscar respuestas pero no recibieron una solución alentadora. Foto: Katherine Dona/El Pitazo

Destaca que ninguna de sus tres hijas logró quedar en estos procesos de asignación realizados por el Estado venezolano, lo que le hace dudar de lo justo y equitativo de la distribución de cupos. Considera que se necesita una “palanca” para quedar en alguna de las carreras o universidades escogidas por el estudiante.

“No me parece justo porque se supone que todos deberíamos tener las oportunidades y aquí (en la OPSU) hay muchos casos similares al nuestro. Eso es un arroz con mago”, dijo la obrera.

Respuestas de la OPSU

“La única opción es que yo estudiara en esta oportunidad -en Falcón- o que me espere al año que viene”, fue la respuesta que dio este miércoles 23 de agosto a la hija de Roraima Hernández una de las cinco empleadas de la OPSU encargadas de atender al público.

Colapsada página de la OPSU en el día de preasignación de cupos

La joven, quien prefirió el anonimato por temor a represalias o volver a ser excluida, señala que nunca esperó quedarse en otro estado. Confiaba en ser asignada por lo menos en una universidad de Caracas, algo que no sucedió.

Recuerda que los primeros días estaba emocionada e ingresaba diariamente en la página. “El día que salieron los resultados la abrí a las 6:00 am y me salió eso, lo que yo recibí muy mal porque ni tengo familia por allá”, señala. 

No obstante, lo que más le entristece es la respuesta de la OPSU, porque después de plantear su caso la respuesta que recibió fue: “Me dicen que es eso o no es nada”

La joven descarta la opción de intentarlo el año que viene porque considera que la prioridad en el proceso de asignación de cupos serán los graduandos del 2024. “Mientras más pase el tiempo menos oportunidades tengo”, comenta.

No quieren profesionales

Con decepción Hernández lamenta que no fomenten el aprendizaje en la población recién graduada y que incluso le pongan trabas para continuar con sus estudios porque son la generación de relevo.

“Parece que no quieren que haya prosperidad en Venezuela, intelectualmente. No quieren profesionales”, sentencia Hernández. Además, asegura que de alguna forma hará que su hija curse alguna carrera universitaria que le guste.

“Veré como hago porque sin estudio no se va a quedar”, puntualiza.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas del país visitan El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para ellos somos la única fuente de noticias verificadas y sin parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso te pedimos que nos envíes un aporte para financiar nuestra labor: no cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y hagan una contribución económica que es cada vez más necesaria.

HAZ TU APORTE

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a