Ocumare l Vecinos padecen problemas respiratorios por humareda de la Fábrica Nacional de Cemento

Por la chimenea de la empresa salen restos de cemento que, además, causa irritación en los ojos de quienes habitan en la carretera Charallave-Ocumare y en el eje de la autopista

354
Así sale el humo por la chimenea de la Fábrica Nacional de Cemento, ubicada en Ocumare l Foto: cortesía Denis Izaguirre

Ocumare.- Desde hace una semana, Solange Villanueva presenta problemas respiratorios. La causa: una humareda que proviene de la Fábrica Nacional de Cemento (FNC), ubicada en el sector La Cabrera del municipio Tomás Lander, estado Miranda

Villanueva vive en el sector Vallecito, situado en la carretera vieja Charallave-Ocumare, a menos de un kilómetro de la FNC. Según contó a El Pitazo, este 20 de julio, las cortinas de humo en su casa le impiden ver con claridad y sus ojos le lloran durante todo el día. 

La problemática también afecta a los residentes en el eje de la autopista Charallave-Ocumare. “Quienes habitan en los sectores Piloncito, Jardines de Betania, Pueblo Nuevo, Valle Alto y Santa Rosa también están perjudicados con este problema de contaminación ambiental”, dijo el dirigente social Denis Izaguirre. 

LEE TAMBIÉN

Cojedes | Conductores denuncian que las colas para echar gasolina duran varios días

Izaguirre, quien vive en La Cabrera, recordó que hace seis años se cayó una de las dos chimeneas de esta fábrica y, hasta la fecha, no la han reparado. “Desde entonces tenemos este problema; sin embargo, en la última semana, se ha agudizado. Este humo daña nuestros pulmones, imagínese que los árboles y los carros amanecen cubiertos de polvo blanco, porque de la chimenea también salen restos de cemento”, indicó.  

Un trabajador de la empresa informó a El Pitazo, bajo el anonimato, que la falta de mantenimiento de los filtros de la chimenea es lo que genera esa humareda. El Pitazo intentó conversar con los directivos de la FNC, pero no fue posible establecer comunicación.  

Hasta el 2008, la producción de cemento en la empresa ubicada en el sector La Cabrera de Ocumare del Tuy estaba a manos de la compañía francesa Lafarge. A partir de esa fecha, el Gobierno nacional asumió el control, tras declararla de utilidad pública e interés social. Desde su nacionalización esta fábrica presenta déficit de materia prima, problemas en las canteras, fallas con los equipos y con el transporte, según denuncias formuladas por sus trabajadores. 

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.