21.1 C
Caracas
sábado, 8 agosto, 2020

En Distrito Capital exigen jornadas de desinfección y mayor vigilancia frente al COVID-19

Habitantes de Caracas explican que limitar la movilidad no es suficiente para detener la propagación del virus. Hasta la fecha Distrito Capital supera los 1.000 casos

-

Caracas.- De acuerdo con el último anuncio de Delcy Rodríguez, vicepresidenta del gobierno de Nicolás Maduro, hasta el día 20 de julio habían 12.334 personas contagiadas con COVID-19. De los 443 casos reportado ese día, 179 son de Distrito Capital, lo que representa 40,4% y lo convierte en el mayor foco del nuevo coronavirus. Caracas, con 1.874 pacientes es solo superada por el estado Zulia donde hay 2.585.

En los sectores populares la gente se enfrenta a la pandemia a la vez que intenta sobrevivir a las fallas constantes de servicios, como el agua y el gas doméstico. Además, en estas zonas, según la Encuesta Nacional de Condiciones de Vida (Encovi) 2018, 7 de cada 10 personas se dedican a la economía informal. El Valle, Sucre y La Vega son las parroquias con más personas contagiadas con 219, 215 y 117 casos, respectivamente, de acuerdo con el Observatorio Nacional de Ciencia y Tecnología (Oncti).

En Sucre, mejor conocida como Catia, la cuarentena radical es una ilusión. Ángel Cacique, habitante de la urbanización Altavista asegura que no hay jornadas de desinfección ni de pruebas para identificar posibles casos en la zona. Desde hace semanas, cuenta, se difunden mensajes a través de WhatsApp en los que se asegura que hay una persona del sector con COVID-19, pero no es información oficial o verificada. “Aquí cada quien se cuida como puede. Nos toca quedarnos en casa cuando se pueda”, dijo.

Hacia el suroeste, en la parroquia Santa Rosalía, una vecina que prefiere no ser identificada aseguró que frente a su casa hay una familia contagiada con el coronavirus y hasta ahora, no ha habido alguna jornada de pruebas rápidas; en cambio, en otras zonas, sí hay limpieza y desinfección. Ella asegura que depende de qué líderes del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv) vivan en los sectores y qué tantas influencias tengan para lograr esas jornadas.

LEE TAMBIÉN

Infociudadanos reportan aumento de tráfico en Caracas pese a cuarentena radical

- Advertisement -

Además, insiste en que el Bulevar César Rengifo de El Cementerio, los comerciantes y transeúnes hacen vida a diario como en temporada normal, aunque la Policía Nacional Bolivariana (PNB) hace rondas constantes e impiden el paso hacia el pasaje. La habitante no confía en que las medidas del gobierno de Nicolás Maduro puedan frenar la propagación de COVID-19.

La falta de movilidad no es suficiente

En las parroquias Caricuao, El Paraíso y La Vega, hacia el sur de la capital, sus habitantes consideran que el cierre de algunos accesos, así como de algunas cuadras donde viven personas contagiadas no han servido de mucho. Ana Brazón, habitante de La Vega, opina que el Estado no cuenta con un plan efectivo para enfrentar esta pandemia.

«Tenemos rato pidiendo para La Vega una jornada de desinfección no solo a Eje 3 sino a los lugares donde reportan nuevos casos. Hace falta también una campaña informativa a nivel nacional para que la población entienda que es vital cuidarse para poder cuidar a la familia», comentó. 

Mirian Ramírez, habitante de la urbanización Juan Pablo II de Montalbán, dijo que existe mucha gente que se niega a cumplir las normas sanitarias como debe ser: “He visto personas con guantes que se pasan la mano por la cara después de que han tocado todo, vecinos que se abrazan, se dan las manos. Sobre todo, en los días de flexibilización, hay mucho desorden porque creen que el virus no existe”.

LEE TAMBIÉN

Directivo de clínica privada pide a Maduro autorización para realizar pruebas PCR

Pero no solo la carencia de agua, gas doméstico y las fallas de electricidad preocupa a los vecinos en la parroquia El Paraíso, también la inconsciencia de muchos de sus habitantes que no mantienen el distanciamiento social, ni usan las mascarillas en plazas y parques. Sofía Santaniello habita en esta localidad caraqueña y considera que en los distintos grupos organizados de la parroquia adelantan campañas informativas para recordarle a los vecinos la necesidad de cumplir con las medidas sanitarias.

«Salir lo necesario, a comprar comida o por una emergencia, usar tapabocas, evitar reuniones en casas y en la calle son unas de las medidas que recordamos y pedimos difundir a familiares y amigos. La incredulidad está bajando debido al aumento de casos en Caracas», señaló Santaniello.

Mantener vigilancia policial

Para Daniel Freites, del sector de Ruíz Pineda de la parroquia Caricuao, es necesario definir las medidas que se van a aplicar en la capital para combatir el COVID-19. Destacó que, así como celebra la presencia de la Guardia Nacional y policía en la calle para ver que sus habitantes usen el tapaboca, hace falta que estas autoridades sancionen a los que están haciendo fiestas y reuniones.

Freites señaló que varios sectores de Caricuao como UD2, UD3, UD4 y UD5 contaron con la ayuda de jornada de desinfección realizadas por los voluntarios de Protección Civil y de un grupo de rescate urbano de Caricuao llamado GROEC. “Creo que es vital para la ciudadanía tener a las autoridades en la calle no solo por el tema de la seguridad, sino porque esto ayuda al cumplimiento de las medidas sanitarias».

Con información de Griselda Acosta

5/5 (1)

¿Qué tan útil fue esta publicación?