Dirigentes denuncian que Café Tren Los Teques lo administran testaferros del Psuv

Vinculan a un dirigente de Primero Jutsicia e ingeniero del Metro Los Teques como administrador del polémico local ubicado en Los Teques

490
El café tren ha sido objeto de polémica desde su anuncio clandestino de inauguración. Foto: Pola Del Giudice

Los Teques.- Luego de la inauguración del denominado Café Tren, por la Alcaldía del municipio Guaicaipuro, como parte de lo que señalan es un programa para el rescate de la ciudad de Los Teques, surge nuevamente la polémica sobre el negocio instalado en un vagón del antiguo tren de El Encanto, que está ubicado en una de las principales avenidas de la capital de Miranda.

En redes sociales, se encendió la diatriba cuando se señaló a un ingeniero de la compañía Metro de Caracas, quien es militante de la organización política Primero Justicia, como el dueño del local, que la alcaldesa del municipio Guaicaipuro había asegurado que era de la municipalidad.

El dirigente de la tolda aurinegra, de apellido Farfán, sería el administrador y concesionario del polémico negocio local.


LEE TAMBIÉN: 

CIUDADANOS DENUNCIAN QUE ALCALDÍA DE GUAICAIPURO TRANSFORMÓ VAGÓN DE FERROCARRIL EN FOODTRUCK

Como se recordará, los habitantes de la ciudad rechazaron convertir en Food Truck el vagón icónico del principal Ferrocarril de Venezuela en los años 1900.

Aseguran que se trata de un «infiltrado» en las filas del Psuv que se ha convertido en aliado de autoridades municipales. Detallan que el ingeniero, incluso, ha hecho obras de infraestructura para el Ejecutivo municipal.

En múltiples publicaciones en Facebook e Instagram, chavistas exigen a la dirigencia de la tolda roja dar explicaciones sobre cómo es que el hombre de apellido Farfán, siendo opositor, recibe el beneplácito del gobierno municipal para montar negocios en pleno centro de la ciudad.

El coordinador de PJ en la localidad, Christian Jiménez, escribió en su red social sobre el caso asegurando que «tarde o temprano pagará por todas las que ha hecho, la justicia divida le llegará» y le recomienda al Psuv estar «mosca», pues, a su juicio «este tipo le vende el alma al diablo por tres lochas».

Por su parte, el señalado refutó las acusaciones asegurando que fue y sigue siendo opositor. «Decidí retirarme de la política por las cosas que vi en mi partido con la venta de pollo», y agregó que la «frustración de la gente hace que se dediquen a ponerle propiedades a los demás».

Mientras crece la polémica, el local ya abrió sus puertas, luego de cambiarle la imagen de comidas típicas americanas y tratar de limpiarle la imagen con el acervo histórico nacional.

DÉJANOS TU COMENTARIO