28.7 C
Caracas
martes, 17 mayo, 2022

Buhoneros de Guarenas exigen permisos para trabajar en la cuarentena

“Tenemos dos meses sin producir. No tengo entrada de dinero. Pedimos que nos dejen trabajar hasta el mediodía como los demás comercios formales”, indicó una de las afectadas, cabeza de hogar. De ella dependen sus tres hijos y su mamá

-

Guarenas.- Este viernes 22 de mayo, los comerciantes informales del sector El Samán de Guarenas, en el estado Miranda, intentaron volver a instalar sus puestos después de dos meses sin trabajar, debido al decreto de cuarentena por el COVID-19. Sin embargo, sus intenciones fueron frustradas por funcionarios de la Policía Municipal de Plaza, quienes no permitieron que volvieran a las calles, por el momento.

A través de la reseña oficial del referido cuerpo de seguridad, el mayor (Av) Óscar Henriquez, director de Poliplaza, informó que mantuvo conversaciones con el grupo de buhoneros, a quienes les explicó sobre los riesgos de la enfermedad por coronavirus y las razones por las cuales el gobierno de Nicolás Maduro no ha ordenado el levantamiento del confinamiento.

Tras dos meses sin trabajar, los buhoneros intentaron volver a las calles de Guarenas, pero no sé los permitieron / Foto cortesía Poliplaza.

La situación generó rechazo por el grupo de más de 100 pequeños comerciantes, quienes se mantuvieron en el lugar durante más de una hora. Sin embargo, después de las 11:00 am decidieron retirarse del lugar.

Dos meses sin producir

El Pitazo contactó a una de las comerciantes informales de El Samán, afectada por el decreto de cuarentena, quien pidió no ser identificada por temor a represalias.

La mujer consultada es cabeza de hogar. De ella dependen sus tres hijos y su mamá. Viajaba a Cúcuta, Colombia, a comprar mercancía, en su mayoría productos de limpieza e higiene personal que vendía en su puesto.

LEE TAMBIÉN

JORGE RODRÍGUEZ REPORTA 62 CASOS DE COVID-19 ESTE #22MAY

«Tenemos dos meses sin producir. Ya no pude viajar más porque cerraron la frontera, la mercancía que me quedó la fui vendiendo entre amistades y vecinos, pero ya se me acabó. No tengo entrada de dinero. El capital no me lo puedo comer, porque me quedo sin nada. Estoy comprando verdura y aliños. Por eso pedimos que nos dejen trabajar, hasta el mediodía como los demás comercios formales», indicó.

Los comerciantes esperan iniciar una mesa de trabajo con representantes del gobierno municipal, a fin de lograr un consenso con respecto a sus peticiones.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a