27.4 C
Caracas
domingo, 21 julio, 2024

Asotránsito: antes de designar las motopiruetas como deporte era mejor promover la seguridad vial

Lilian Romero, coordinadora de la ONG Asotránsito, y Arnaldo Fernández, periodista especializado en deportes no convencionales, consideran que la motopirueta no puede ser categorizada como deporte nacional porque no cumple con las condiciones requeridas

-

Caracas.- Lilian Romero, coordinadora de la ONG Asotránsito, asociación civil enfocada en la seguridad vial y la prevención de accidentes viales y apoyo a las víctimas, advirtió que la declaración de las motopiruetas como un deporte nacional es un anuncio improvisado e irresponsable porque no se cumple con las medidas de seguridad vial. 

La declaración a la que se refiere Romero fue realizada por el mandatario Nicolás Maduro el pasado sábado 8 de junio durante una exhibición de la Primera válida nacional de Motopiruetas por la Paz, la vida y la sana convivencia, en la que motorizados mostraron sus habilidades para manejar sus vehículos en una sola rueda.

“Antes de proclamar eso como deporte nacional, darles la autorización y el permiso para practicar de una vez, así sea en un sitio específico, lo primero que tenía que hacer era promover la seguridad vial y llevar educación a todos esos jóvenes motorizados”, señaló Romero durante una conversación telefónica con El Pitazo

La activista señaló que este tipo de pronunciamiento sin las medidas correctas para su aplicación y ejercicio solo pone en riesgo a los miles de jóvenes que diariamente tienen acceso a comprar una motocicleta.

“Solamente en el hospital Domingo Luciani entran aproximadamente siete motorizados lesionados al día”, detalló la especialista en seguridad vial. 

Maduro declara a las motopiruetas como deporte nacional

Asimismo, considera que debió aplicarse un reglamento y no realizar el anuncio sin este instrumento, porque esas declaraciones dejan muchas preguntas por responder.

“No se trataba simplemente de decirnos que tenían un proyecto. No. ¿Dónde está ese reglamento?, ¿quién lo regula?, ¿quiénes son las personas que van a participar en motopirueta?, ¿cuál es la edad correspondiente?, ¿qué equipo de protección personal deben utilizar? y ¿cuáles son las motos que se van a utilizar?”, cuestionó Romero. 

Motivos para celebrar

Mientras para algunos la declaración de las motopiruetas como deporte nacional genera preocupación y prende las alarmas, otros lo celebran porque tienen años abogando por esta medida, como Pedro Aldana, también conocido como «Pedro Locura», quien tiene más de 20 años practicando esta disciplina.

“Nos llena de alegría saber que después de tantos años logramos unos de los grandes objetivos, en especial a mí, que tengo años de lucha, porque sería el comienzo de una nueva disciplina deportiva”, señaló.

Aldana destacó que esta actividad y reconocimiento también es una alternativa para sacar a los jóvenes del ocio de las calles

“Mi estímulo es ver cómo algunos chamos fueron rescatados de la mala vida y se motivaron a este deporte, algo que es tan amplio que lo realizan y practican doctores, funcionarios, veterinarios, abogados y comerciantes”, afirmó.

¿Qué dice la ley sobre hacer motopiruetas en la vía pública?

«Pedro Locura» señaló que las motopiruetas les gustan a muchas personas, aunque reconoció que hay una población que desconoce ese mundo. “Es una de las disciplinas con mayor impacto social”, indicó uno de los mayores representantes de este gremio. 

El equipo de El Pitazo tenía otras preguntas para Aldana, pero el entrevistado solo nos brindó pocos minutos. 

Lugares para practicar

La coordinadora de la ONG Asotránsito destacó que solo se ha anunciado una pista para la disciplina, que es el estacionamiento del Poliedro de Caracas, pero destacó que no hay lugares disponibles para los motorizados del interior del país.  

“El Gobierno maneja las estadísticas y sabe que este problema de motopirueta no es de Caracas nada más: este es un problema nacional”, refirió. 

Romero destacó que los espacios para practicar este nuevo deporte requieren de señalización acorde con las normas Covenin, área para el tránsito de peatones, sitios identificados para las piruetas y zonas de atención médica cercanas para atender las emergencias. 

La verdad es que en Venezuela entrar en un hospital es muy costoso; por ejemplo, ponerte un tutor (implante para alinear y estabilizar un hueso fracturado), hacerte unas placas o entrar en sala de trauma requiere mucho dinero. Entonces, yo le diría a todos esos jóvenes que tomen en cuenta que si llegan a entrar a un hospital, su familia va a estar en una situación económica comprometida”, precisó Romero. 

Oficialismo apura estrategias para movilizar el voto con programas, misiones y partidos 

Romero recordó que cualquier disciplina deportiva requiere de indumentaria. Por eso invitó a los jóvenes a cumplir con todas las medidas de seguridad del caso, como utilizar una moto adecuada, un casco adecuado y una ropa adecuada. “Todo eso es un gasto que yo creo que supera los 1.200 dólares”, destacó. 

“Les recomiendo que se pongan sus cascos, bajen dos a la velocidad y se tomen su vida en serio”, señaló Lilian Romero, coordinadora de la ONG Asotránsito. 

En Venezuela la realización de estás prácticas en la vía pública se encuentra sancionada por la Ley de Transporte Terrestre y otros instrumentos jurídicos, en los que se estipulan multas de hasta de 6.500 unidades tributarias a quien infrinja la norma.

¿Un deporte nacional?

El periodista y especialista en deportes no convencionales Arnaldo Fernández consideró que esta disciplina no puede ser categorizada como deporte nacional puesto que no cumple con las condiciones requeridas.

Las motopiruetas pueden llegar a ser un deporte reconocido, como el BMX freestyle, un deporte que empezó en las calles y fue muy perseguido por los cuerpos de seguridad, pero gracias al talento y disciplina de muchos atletas, entre ellos Daniel Dhers, llegó a la fama y hasta nos dio una medalla olímpica”, dijo Fernández. 

Muere adolescente que recibió disparo por parte de la PNB en Carapita

El periodista, con más de 15 años de experiencia en deportes no convencionales, coincide con Romero al advertir que está disciplina tiene que contar con espacios adecuados donde los atletas o practicantes tomen sus previsiones, puesto que no todas las calles y avenidas caraqueñas cuentan con esos requerimientos.

Hay muchos deportes que están esperando ser reconocidos, que se están practicando y que no tienen el valor que deberían tener, aunque son mucho más fáciles de practicar. Por ejemplo, tenemos el ultimate frisbee [participan dos equipos de siete jugadores cada uno, quienes se disputan un disco. Juegan en una cancha con la misma longitud, aproximadamente, de una cancha de fútbol], que no tiene ni siquiera una federación constituida”, acotó. 

En Colombia hay atletas que viven de esto del ultimate frisbee, mientras en Venezuela todos los atletas tienen que pedir para poder ir a las competencias”, lamentó el periodista. 

Así como ese deporte también están el footbag y el scrabble, que no están avalados por una federación. “El sambo y el sumo, por ejemplo, existen, tienen federación, pero nadie los nombra a pesar de los logros que han dado al país”, añadió Fernández.

En sambo hay una campeona del mundo que compite por la bandera de refugiados, porque aquí se cansó de practicar y no conseguir el apoyo para alcanzar triunfos en su carrera”, apuntó Arnaldo Fernández.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR


Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas del país visitan El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para ellos somos la única fuente de noticias verificadas y sin parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso te pedimos que nos envíes un aporte para financiar nuestra labor: no cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y hagan una contribución económica que es cada vez más necesaria.

HAZ TU APORTE

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a