26.9 C
Caracas
viernes, 14 mayo, 2021

Fedenaga reporta caída de 15 % de la producción por fallas de combustible

-

Maracaibo.- Los municipios fronterizos venezolanos son los más afectados por las fallas en la distribución de combustibles. En Apure, Táchira y Zulia, los ganaderos tardan entre 24 y 48 horas en cola para poder comprar gasolina o diésel para sus unidades. Las consecuencias ya se reflejan en la producción.

LEE TAMBIÉN:

FEDERACIÓN DE CAÑICULTORES: «GOBIERNO VIOLA ACUERDO DE REVISIÓN DE AZÚCAR DOMÉSTICA»

Armando Chacín, presidente de la Federación Nacional de Ganaderos (Fedenaga), aseguró que registran 15 % de la caída de la producción ganadera en los estados Apure, Zulia y Táchira, debido a los problemas para adquirir combustible.

“La maquinaria agrícola está parada en este país, que es rico en hidrocarburos. Es un pecado que por no tener combustible se deje de producir alimentos para un pueblo que pasa hambre”, dijo Chacín en entrevista telefónica con El Pitazo, en la que además lamentó que las autoridades nacionales no faciliten a los sectores productivos contar con los insumos mínimos.

Las dificultades en la compra de combustible también dejan pérdidas a algunos ganaderos. Indicó que en Zulia hay registros de leche dañada porque las rutas de distribución no pudieron recogerla y hay productores que no cuentan con cavas de enfriamiento.

“No lo tenemos cuantificado, pero sí hay reportes. El problema es que hay productores que no tienen o se les dañaron las cavas de enfriamiento, o si no, que no llega el transporte para llevarse la leche, o si no, que hay largos cortes de electricidad”.

Confiscación millonaria

Seis mil reses mensuales decomisó la Gobernación de Zulia a los ganaderos en los mataderos del estado. La cifra representa una pérdida de entre 800.000 y un millón de dólares para el sector, precisó el presidente del gremio nacional ganadero.

- Advertisement -

Chacín explicó que lo más grave es que la carne no llega en su totalidad a los zulianos a través de jornadas sociales. “Tenemos identificados a los distribuidores a quienes les llega y también la distribuyen a través de unos nuevos supermercados que la venden con los mismos precios que están en el mercado, no preferencial”.

Indicó que la Gobernación de Zulia fijó en 230 bolívares soberanos el pago del kilo de la res quitada, “pero muchas veces no la pagan”. Denunció que a los grandes productores les obligan a venderles 30% de las reses que llevan al beneficio, pero que en los pequeños el porcentaje aumenta a 50. “Si llevan dos reses, les quitan una. Nosotros nos oponemos al robo”.

Resaltó que la práctica solo ocurre en los estado Zulia y Apure, y que contraviene el decreto publicado en la Gaceta Oficial número 41.526 y firmado por el mayor general Vladimir Padrino López, jefe del Comando de Abastecimiento Soberano, en el que se prohíbe en todo el territorio nacional la emisión o ejecución de “cualquier medida, restricción o gravamen que impida de manera directa o indirecta el acopio, transporte, distribución, comercialización o libre movilización de alimentos, bien sea de producción primaria o procesada”.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado