En El Tocuyo denuncian trueque de gasolina por quintales de café

3

Barquisimeto.- En la ciudad de El Tocuyo, capital del municipio Morán del estado Lara, hay solo dos estaciones de servicio para abastecer de combustible a los vehículos, y en vista de las recientes fallas de suministro, los conductores pierden hasta cuatro días en filas kilométricas para poder surtirse.

Las personas en cola denunciaron que solo hay dos motos que utilizan los policías para atender situaciones de inseguridad en el municipio, pero en las colas llegan de 20 en 20 los funcionarios con sus vehículos de dos ruedas para surtir varias veces en el día.

Igual situación ocurre con los carros de trabajadores de los entes públicos.


LEE TAMBIÉN: 

EL TEMA DEL DÍA | TORO HARDY: NO HAY GASOLINA PORQUE LAS REFINERÍAS SOLO PROCESAN AL 10% DE SU CAPACIDAD

“Productores de Guarico y de otras zonas del municipio han tenido que pagar con quintales de café las garrafas de gasolina. Aquí vemos que quienes vienen a cada rato a llenar el tanque están bachaqueando la gasolina, porque yo tengo una moto y solo necesito surtir una vez a la semana, no todos los días”, dijo un motorizado.

En la población cafetalera de Guarico solo hay una estación de servicio. Allí las colas no son nuevas, pero se han intensificado en las últimas semanas por las fallas de distribución de combustible en el país.

En vista de que la temporada de cosecha de café acabó, el trueque actual lo hacen por cualquier otro rubro, como garbanzos, harinas, margarinas, arroz, entre otros.

El café que utilizan para el trueque por gasolina es el que tienen almacenado los distribuidores y los mayores productores de estos granos.

Protestas

Las gandolas con combustible no han llegado a diario a El Tocuyo, como era costumbre.

La que llega abastece a una bomba y la otra se queda sin gasolina hasta la próxima distribución, que ha tardado entre dos a cuatro días durante la penúltima semana del mes de mayo.

Los conductores deben dejar estacionados sus carros para poder ir a comer, bañarse y volver a la fila. Para evitar que personas puedan “colearse”, han optado por marcar en las ventanas de los vehículos números en orden de llegada.

Algunos desisten y se van a sus casas a estacionar sus carros hasta que la situación “se normalice”, como anunció hace más de una semana Carmen Meléndez, pero eso no se cumplió y por el contrario, las colas persisten y aumentan en toda la entidad.

¿Qué tan útil fue esta publicación?

¡Haz clic en una estrella para calificarla!

Puntuación / 5. Votos:

No hay votos hasta ahora! Sé el primero en calificar esta publicación.

DÉJANOS TU COMENTARIO