27 C
Caracas
miércoles, 5 agosto, 2020

Economista Benjamín Tripier: «la pandemia empujó la pobreza en 90%»

Durante un conversatorio virtual, el consultor gerencial Benjamín Tripier consideró que la economía venezolana ya había evidenciado un deterioro pronunciado antes de la llegada del COVID-19 y con la pandemia la crisis se agudizó

-

Caracas.- El economista Benjamín Tripier señaló este miércoles 27 de mayo que antes de que se acelerara la recesión, en Venezuela había un 87% de pobreza, aunque tradicionalmente se situaba en 54%, pero en este momento debe estar llegando al 90%.

Durante su intervención en la charla virtual «El Virus es lo de menos, análisis de entorno», organizada por la firma Patiño Partners, el especialista aseguró que no hay medición desde que empezó la pandemia. «Sin embargo, podemos asumir que hay un nivel de pobreza muy alto, porque el de ocupación laboral, lo que es la población económicamente activa (PEA), la que está realmente empleada, llega a los tres o cuatro millones de personas más o menos, y estas personas son las que están en sus casas”.

En la actividad de este miércoles se plantearon los escenarios que se presentan en el país en este contexto de paralización económica. El consultor gerencial explicó que en el caso de Venezuela, el impacto de la pandemia ha sido distinto respecto a otras naciones que sí han visto afectadas abiertamente sus economías por esta situación.

LEE TAMBIÉN

COMITÉ INTERNACIONAL RESCATE: »LA CUARENTENA AUMENTARÁ HAMBRE Y POBREZA EN VENEZUELA»

«En la red mundial que se llama globalización, entendemos el impacto sobre el colapso del recurso humano. Lo que va a ocurrir después de que termine (la paralización de la economía) va a ser algo peor de lo que teníamos antes, pero antes también era así, o sea, en Venezuela llevamos varios años en los que el mañana siempre será peor que hoy y con el análisis de entorno el empresario que, indeciso si invierte o no, si contrata o despide, desarrolla productos o no y lo hace consciente de ese contexto en el que se está moviendo”.

El economista agregó que: «Dentro de la empresa yo tengo que lograr una rutina donde la gente llegue a trabajar, totalmente motivada, entusiasmada y confiando que si al patrón lo ven deprimido, ellos se van a deprimir también. Es otro tema que va saliendo como aprendizaje”.

En pleno pico de contagio

- Advertisement -

Señaló el analista de entorno que en el país “la gente estaba preocupada de cómo salgo para ganarme alguito de dinero, cómo hago para comer, cómo hago con los muchachos que tengo dentro de la casa, etc… muchas preocupaciones que no tenían que ver con el virus. Al virus se le había perdido el miedo y eso es peligroso, porque ahora hay que empezar a tenerle miedo. Desde esta semana empezó a mostrar el pico y la semana próxima va a ser más fuerte. Este es un asunto que hay que tomar en cuenta en lo sucesivo”.

En relación con el futuro de las empresas privadas en el corto y mediano plazo, el economista explicó que en la actualidad es muy difícil que una fábrica o pequeña y mediana industria (pyme) pueda arrancar sin financiamiento de entidades del gobierno o de la banca nacional. «En este país nadie está dando créditos de ningún tipo, por lo que las empresas deben buscar sus propios recursos y usar su músculo financiero para invertir en sectores como el de la alimentación y el de los servicios, en donde hay muchas fallas y necesidades que atender».

Tripier considera que esta economía intenta recuperarse por partes y las empresas tienen que ser competitivas y privilegiar la eficiencia y la productividad. «El crecimiento en el país será poco a poco, según se vayan atendiendo las necesidades del mercado”.

LEE TAMBIÉN

FMI: RECONSTRUIR LA ECONOMÍA EN VENEZUELA SERÁ UNA TAREA MONUMENTAL

Sobre los sectores de la economía que pueden crecer y convertirse en un nicho de inversión, Benjamín Tripier señaló al de alimentación y el relacionado con insumos para la reparación de viviendas. «Todo lo que tenga que ver con la atención de las necesidades primarias de la gente, con la supervivencia, con el bienestar inmediato, va a crecer”.

El también presidente de la firma Nueva Tecnología de Negocios se refirió a los sectores que perderán en esta coyuntura. “Lo que se relacione con logística y la cadena de suministros a la industria en general. Todo lo que sea afectado por las fallas de los servicios públicos como agua, electricidad, gas y combustible”.

Al ser consultado sobre si las empresas de TV por cable invertirán en Venezuela, luego de la abrupta salida del mercado de DirecTV, el economista consideró que será difícil que una corporación invierta en un sector como el de las telecomunicaciones.

“Será muy difícil de sustituir un mercado que atendía a 2.500 millones de suscriptores y un promedio de 10 millones de personas”, finalizó.

¿Qué tan útil fue esta publicación?