29.3 C
Caracas
lunes, 15 agosto, 2022

Del bolívar de níquel al bolívar digital: así salió de circulación la moneda

El nombre y la composición del bolívar cambió por primera vez en su historia, en el año 2008, cuando el fallecido expresidente, Hugo Chávez, anunció la transición del bolívar al bolívar fuerte, que restó tres ceros y cambió la imagen física del cono monetario, la moneda entonces, pasó del níquel al combinado de bronce con aluminio

-

Caracas.- Con tres reconversiones en menos de 15 años, 14 ceros menos y migración a la plataforma digital, las monedas desaparecieron del cono monetario venezolano; su transición desde 2008 hasta la actualidad ha sido del níquel al aluminio, hasta convertirse en piezas de interés numismático para coleccionistas.

El nombre y la composición del bolívar cambió por primera vez en su historia, desde 1950, en el año 2008, cuando el fallecido expresidente, Hugo Chávez, anunció la transición del bolívar al bolívar fuerte, que restó tres ceros y cambió la imagen física del cono monetario, la moneda entonces, pasó del níquel al combinado de bronce con aluminio.

En ese entonces, la campaña del bolívar fuerte usaba una moneda como imagen y el slogan: «una economía fuerte, un bolívar fuerte, un país fuerte». Las nuevas monedas metálicas que empezaron a circular, eran de 1, 0.50, 0.25, 0.125, 0.10, 0.05 y 0.01. porque el presidente quería nuevamente ver circular «la Locha».

Para diciembre de 2007 circulaban en el país 6.944,3 millones de monedas y billetes del cono monetario que saldría de circulación, y para mayo de 2008, el 84 % de estos billetes ya estaban fuera de circulación y se habían inyectado unos 900 millones de billetes del nuevo cono monetario.

El nuevo cono anunciado por Chávez y el anterior, coexistieron en la economía nacional hasta el 1 de enero de 2012, cuando por decreto del BCV se ordenó que el bolívar no tendría más valor libertario y se estableció de forma total el bolívar fuerte (Bs.F).

Luego, el 7 de diciembre de 2016, el Banco Central de Venezuela (BCV), anunció una nueva ampliación del cono monetario, entonces, de 9 monedas, el país pasó a tener solo 3 en circulación: 10, 50 y 100 bolívares.

Foto: Lenys Vargas

Reconversión de 2018

El 22 de marzo de 2018, el presidente Nicolás Maduro comunicó al país la segunda reconversión monetaria, que tenía previsto entrar en vigencia a partir del 4 de junio, en ese momento, fueron eliminados tres ceros del cono monetario, que pasó a llamarse bolívar soberano.

No obstante, la fecha de expiración fue diferida al 4 de agosto de 2018 y luego al 20 de agosto de ese mismo año. En Gaceta Oficial se estableció la reexpresión de la unidad monetaria, basada en la supresión de cinco ceros al cono monetario vigente, sustituyendo la versión inicial que refería la eliminación de tres ceros.

Según explicó el gabinete económico para ese momento, la intención de la acción era simplificar las transacciones, así como los sistemas de cómputos y registros contables. Solamente circularon dos monedas (50 céntimos y 1 bolívar soberano).

Moneda venezolana perteneciente al cono monetario del 2018 | Foto: BCV

En Venezuela, las monedas están fuera de circulación desde hace al menos tres años. Según datos del BCV, en 2020, alcanzó un nivel de 2.959,8 % y según estimaciones del Fondo Monetario Internacional (FMI), cerrará en un nivel de 5.500,00 %.

En la nueva reconversión aprobada por el gobierno de Nicolás Maduro, que entrará en vigencia a partir del próximo 1 de octubre, se eliminarán 6 ceros. Solo habrá una moneda en circulación, será de 1 bolívar.

Según el BCV, la tercera reconversión y la introducción del bolívar digital «constituye un hito histórico necesario en un momento en que el país comienza el camino de la recuperación económica», tras una crisis provocada por el «brutal ataque» a la economía y la moneda venezolana, así como «la criminal aplicación de un bloqueo económico y financiero».

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a