Futbolista Chavela Vidal, entre la fe y la pandemia

Desde los cinco años, el ala de la selección Vinotinto de Futsal comenzó a correr por la cancha de su barrio, La Comunidad, al este de Guanare. Desde este domingo 12 de septiembre, los futsaleros de esa humilde barriada no paran de celebrar a corazón abierto el gol triunfador de Chavela Vidal en el debut mundialista de Venezuela contra Lituania

322
Chavela Vidal celebra su gol en el encuentro Venezuela Lituania del Mundial Futsal 2021 | Foto Fifa.com

Guanare.- Chavela Vidal ama al fútbol sala desde que era un niño. Heredó esa pasión de su padre, Jesús Alfredo Vidal, un entrenador vigoroso y disciplinado en fútbol de campo. Desde los cinco años comenzó a correr por la cancha de su barrio, La Comunidad, el más aficionado del este de Guanare. Y es que allí todos aman el fútbol de sala. Tanto es así que, desde este domingo 12 de septiembre, los futsaleros de esa humilde barriada celebran a corazón abierto el gol triunfador de Chavela Vidal para la Vinotinto en su debut mundialista contra Lituania.  

Todos en el barrio andan recordando los tiempos en que Chavela Vidal derrochaba talento en los campeonatos del Día del Niño que organizaban los líderes de la asociación de vecinos Ángel Galíndez y Junior Torres. Recuerdan que, de adolescente, Chavela Vidal empezó a jugar futsala en campeonatos más grandes: el Mundialito, la Copa Venezuela, la Copa Ciudad de Guanare y la Copa Día de la Juventud, organizados igualmente por Galíndez y Torres en La Comunidad, donde participaban más de 50 equipos de todos los barrios de Guanare.

El propio Ángel Galindez cuenta que cuando él asumió las riendas de la Comisión Regional de Futsala de Portuguesa, Chavela Vidal era una ficha segura. Ya en el equipo de Guanare empieza a jugar en los campeonatos juveniles para escoger a la selección futsalista estadal que participaría en los campeonatos zonales contra Barinas y Táchira.

Chavela Vidal, asegura Galíndez, descollaba solo. Participa con éxito en un campeonato nacional de futsala en el estado Zulia y, en ese evento, el seleccionador nacional lo ve jugar y lo invita a participar en los módulos o concentraciones para escoger a la selección nacional. “De ahí en adelante, crece su historia».

Trabajo duro

En La Comunidad, cada vecino sabe de esa historia de constancia y fe, de su trabajo duro. Todos en la cuadra exhiben fotografías de cuando Chavela Vidal jugaba en la selección nacional y en los equipos más grandes del futsal de Venezuela. Se ufanan de que «el muchacho de doña Eva Cedeño y de don Alfredo Vidal» haya sido dos veces campeón o máximo goleador de la liga. Anotó 37 goles con el Caracas FS en la temporada 2017.

Dónde ver el Mundial de Futsal 2021 con participación de la Vinotinto

Ángel Galindez se viene al presente de Chavela Vidal para explicar a los muchachos de su barrio la dimensión del compromiso del joven en esta fase. “El Chavelita no aflojó, hubo un receso en la Liga Futsala de Venezuela y logró un contrato para un equipo de Perú. Durante dos años llevó los honores de esa liga también como máximo goleador”, les dice desde su entrevista con El Pitazo.

«Ya en Venezuela de nuevo, Chavela Vidal se mantiene en forma jugando caimaneras en su cancha de La Comunidad hasta que lo llaman al módulo donde se escogerá la selección de Venezuela que participará en el clasificatorio para el mundial de Lituania», relata Galindez.

Todos lo saben. En plena faena clasificatoria, el 7 de febrero de 2020, se lesionó. A una de sus rodillas se le rompieron los ligamentos cruzados y la recuperación demandaría seis meses. No perdió la fe. Pasó la recuperación postquirúrgica en Guanare y en la misma cancha de su barrio, en la que correteaba desde los cinco años, volvió a jugar en octubre de 2020. «Acá, en mi lugar, me di cuenta de que estaba listo para competir otra vez», dijo en una entrevista con Fifa.com.

Es en su Guanare donde Chavela Vidal recibe la noticia de que el mundial fue suspendido por la pandemia. No se alegró, sino que supo sacarle el lado positivo a la situación. Le sacó un año de ventaja a los entrenamientos y volvió a la selección nacional en marzo de 2021 para entrenar y viajar al Mundial.

 «El tiempo de Dios es perfecto» ha dicho frente a las cámaras al declarar sobre la victoria del 2 a 1 contra la selección anfitriona del Mundial de Futsal de Lituania 2021.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Superaliado/aAyúdanos a sostener la mayor red de corresponsales de Venezuela.