23.9 C
Caracas
miércoles, 28 octubre, 2020

Acuña admite falla en derrota de Bravos: «Uno comete errores porque es humano»

El jardinero repitió el episodio de agosto, en el cual, lejos de correr, se quedó parado admirando el batazo que no llegó a irse, por lo que solo pudo llegar a primera

-

Caracas.- El jardinero central de los Bravos, el venezolano Ronald Acuña Jr., convirtió un elevado de 331 pies que pegó contra la pared del jardín derecho en la séptima entrada en un simple sencillo durante la derrota 7-6 ante los Cardenales en el Juego 1 de la Serie Divisional de la Liga Nacional, que se disputó el jueves en el SunTrust Park.

Abriendo la séptima entrada, con Atlanta arriba 3-1 contra el relevista John Brebbia, Acuña mandó una bola bajita y afuera de aire contra la pared. El joven de 21 años nunca corrió con fuerza hacia primera, donde tuvo que quedarse a pesar de que la pelota rebotó contra la pared.

Acuña avanzó a segunda con un rodado de Ozzie Albies y luego Josh Donaldson bateó una línea de frente al campocorto con la que doblaron a la joven estrella en segunda para terminar el inning.

“Eso no puede pasar”, dijo el receptor de los Bravos, Brian McCann. “Ahí tienes que agarrar esa base extra. Noventa pies a estas alturas del año es muchísimo”.

Después de que Acuña no pudo anotar en el séptimo, San Luis marcó un par de carreras en el octavo y cuatro más en el noveno para tomar ventaja de 7-3.


LEE TAMBIÉN: 
ANTONIO DÍAZ LIDERA SELECCIÓN QUE COMPETIRÁ EN LA PREMIER LEAGUE DE KARATE MOSCÚ 2019



“Son cosas que pasan, son cosas que están en el juego. El que está en la banca es al que no le pasan esas cosas”, dijo Acuña después del juego.
“Podía ser doble, pero son cosas que pasan. Uno comete errores, porque uno es un ser humano”, lamentó El de la Sabana.

- Advertisement -

En el cierre del noveno, Acuña bateó un gigantesco jonrón de dos anotaciones por el jardín central contra el dominicano Carlos Martínez, reduciendo el déficit de los Bravos a dos carreras. La bola viajó 455 pies, el quinto jonrón más largo en postemporada desde que Statcast empezó a rastrear todos los batazos en 2015.

Dos veces el mismo error

La lenta salida de Acuña de la caja de bateo recordó los hechos del 18 de agosto, cuando el patrullero se quedó admirando un largo elevado entre el central y el derecho que a la postre no se fue del parque. Esa vez tampoco pasó de primera y luego fue sacado del juego por el manager Brian Snitker.

“No corrió. Hay que correr”, dijo Snitker aquel día. “Eso es inaceptable aquí. Como compañero, tienes que asumir la responsabilidad con los 24. Ese nombre al frente es más importante que el que tienes en la espalda de la camiseta. No se puede hacer. Aquí estamos tratando de hacer algo especial y lo personal queda en plano secundario. No se puede fallarle al equipo de esa manera”, apuntó el estratega.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado