23.9 C
Caracas
viernes, 4 diciembre, 2020

Guillain-Barré: el síndrome que puede estar afectando a Chyno Miranda

A pesar de que no existe una cura para el síndrome Guillain-Barré, de acuerdo con lo detallado por la Clínica Mayo, diversos tratamientos pueden aliviar los síntomas y reducir la duración de la enfermedad

-

Caracas.- La información sobre el estado de salud del cantante venezolano Jesús Miranda, mejor conocido como Chyno, generó inquietud, pues hasta ahora su equipo de representantes no ha especificado el diagnóstico del músico, aunque han informado de su recuperación paulatina.

De acuerdo con lo informado por los representantes de Chyno Miranda, el cantante experimentó dolor, calambres, sensibilidad y entumecimiento, dolores que primero lo forzaron a dejar drásticamente su vida activa de ejercicios y sus actividades cotidianas hasta un punto en que no pudo caminar más.

LEE TAMBIÉN

Chyno Miranda se recupera luego de quedar paralítico

Según la descripción de los padecimientos de Chyno Miranda, diversos medios de la fuente de farándula han informado sobre la posibilidad de que el músico venezolano padezca del síndrome de Guillain-Barré, por lo que en El Pitazo les presentamos información sobre esta enfermedad.

Qué es el síndrome de Guillain-Barré

De acuerdo con el centro de salud e investigación estadounidense Clínica Mayo, el síndrome de Guillain-Barré es un trastorno poco usual en el cual el sistema inmunitario del organismo ataca los nervios. «Los primeros síntomas suelen ser debilidad y hormigueo en las extremidades», precisa la Clínica Mayo.

Las sensaciones por el padecimiento del síndrome Guillain-Barré, de acuerdo con lo precisado por la Clínica Mayo, pueden propagarse rápidamente y, con el tiempo, paralizar todo el cuerpo.

Causas

Según el centro de salud estadounidense, la causa exacta del síndrome de Guillain-Barré se desconoce, aunque dos tercios de los pacientes aseguran haber tenido síntomas de infección en las seis semanas anteriores, como infecciones respiratorias o gastrointestinales, o el virus de Zika, de acuerdo con lo detallado por la Clínica Mayo.

- Advertisement -

A pesar de que no existe una cura para el síndrome Guillain-Barré, de acuerdo con lo detallado por la Clínica Mayo, diversos tratamientos pueden aliviar los síntomas y reducir la duración de la enfermedad.

LEE TAMBIÉN

Alejandro Fernández realizó versión de «Blanca Navidad» junto a sus tres hijas

Al referirse al síndrome Guillain-Barré, la Clínica Mayo detalla que la mayoría de las personas que padecen ese trastorno se recuperan y la tasa de mortalidad es de entre 4% y 7%.

Entre 60% y 80% de las personas pueden caminar a los seis meses. Los pacientes podrían experimentar efectos que persisten, como debilidad, entumecimiento o fatiga, detalla la Clínica Mayo.

Tipos

Según la Clínica Mayo, el síndrome de Guillain-Barré se consideraba un trastorno único, sin embargo, ahora se conoce que se presenta en los siguientes tipos:

  • Polirradiculoneuropatía desmielinizante inflamatoria aguda. Es la forma más común en América del Norte y Europa, según lo detalla la Clínica Mayo. El signo más común de la polirradiculoneuropatía desmielinizante inflamatoria aguda es la debilidad muscular, que comienza en la parte inferior del cuerpo y se extiende hacia arriba.
  • Síndrome de Miller Fisher. En este tipo, la parálisis comienza en los ojos. El síndrome de Miller Fisher también se asocia con una marcha inestable, detalla la Clínica Mayo. El síndrome de Miller Fisher es menos común en los Estados Unidos pero más común en Asia.
  • La neuropatía axonal motora aguda y la neuropatía axonal sensorial motora aguda, que, de acuerdo con la Clínica Mayo, son menos comunes en los EE. UU., pero más frecuentes en China, Japón y México.

Síntomas

De acuerdo con lo precisado por la Clínica Mayo, los síntomas del síndrome de Guillain-Barré son los siguientes:

  • Sensaciones de hormigueo y pinchazos en los dedos de las manos, los pies, los tobillos o las muñecas.
  • Debilidad en las piernas que se extiende hasta la parte superior del cuerpo.
  • Marcha inestable o incapacidad para caminar o subir escaleras.
  • Dificultad para realizar movimientos faciales, incluido el hablar, masticar o tragar.
  • Visión doble o incapacidad de mover los ojos.
  • Dolor intenso, que puede ser punzante o con calambres, y empeorar durante la noche.
  • Dificultad para controlar la vejiga o la función intestinal.
  • Frecuencia cardíaca acelerada.
  • Presión arterial alta o baja.
  • Dificultad para respirar.
Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado