25 C
Caracas
viernes, 15 enero, 2021

Fotogalería | La Escuela José Ángel Lamas lucha por la supervivencia

La comunidad de la centenaria escuela de música convocó a una asamblea extraordinaria para evitar el cierre de sus actividades

-

Caracas.- En 2014, las autoridades del Ministerio de Obras Públicas y Vivienda prometieron a los estudiantes, profesores y representantes de la centenaria Escuela Superior de Música José Ángel Lamas que repararían algunas fallas menores de infraestructura, y que podrían usar la misma al término de un lapso de dos años. No era verdad. El edificio ubicado en la avenida Urdaneta, al lado de la basílica menor Santa Capilla, literalmente está en ruinas.

Seis años después, la edificación que figura en el Catálogo de Patrimonio Cultural de Distrito Capital se encuentra en ruinas, y sus estudiantes han decidido tomar de nuevo las instalaciones en espera de que el Ministerio de Educación tome las acciones correspondientes para evitar el cese de actividades.

Estudiantes, representantes, profesores y trabajadores de la Escuela Superior de Música convocaron a una asamblea extraordinaria para dar a conocer la situación del ente educativo y las acciones a tomar. El pasado lunes en la noche se difunfió la noticia de que a la escuela habría llegado un comunicado del Ministerio de Educación exigiendo el cese de actividades en la sede principal por representar graves fallas en la infraestructura que podrían repercutir negativamente en quienes hacen ahí vida laboral y estudiantil | Foto: Andrés Rodríguez

LEE TAMBIÉN

Ministerio de Educación suspendió clases en la Escuela José Ángel Lamas

Mary Carmen Vegas, representante del Ministerio de Educación, expresó a los padres, madres y estudiantes que «el Ministerio no suspende clases». También explicó que trabaja de manera conjunta con la directiva de la escuela para reanudar las actividades de la institución y reubicar a cada grupo en un lugar seguro | Foto: Andrés Rodríguez
La Escuela Superior de Música José Ángel Lamas tiene una matrícula de al menos 1.700 alumnos, con 60 profesores y 30 trabajadores de mantenimiento cuya educación se encuentra interrumpida | Foto: Andrés Rodríguez
Los estudiantes y profesores explican que las autoridades del Ministerio de Obras Públicas y vivienda desalojaron la Escuela José Ángel Lamas en 2014 para hacer algunas reparaciones menores, y que dicho proceso tardaría alrededor de dos años. Mientras tanto, quienes realizaron las obras en la escuela demolieron paredes y pisos, se llevaron cables, bombas de agua y puertas | Foto: Andrés Rodríguez
Detalle del piso superior de la Escuela Superior de Música José Ángel Lamas, cuyas instalaciones poseen 18 salones distribuidos en dos pisos. Desde 2014 hasta agosto del año pasado, los estudiantes recibieron clases en el sótano de la Biblioteca Nacional, hasta que el aire acondicionado se dañó y las condiciones de los alumnos empeoraron | Foto: Andrés Rodríguez
Antiguo jardín de la Escuela José Ángel Lamas. Los trabajadores del sitio explican que al dejar la sede principal el lugar era habitable, y que fueron los trabajadores que realizaron las «reparaciones» del lugar fueron quienes causaron todo el deterioro. Denuncian que sustituyeron pisos de madera totalmente nuevos, así como el mármol de la entrada. En este jardín llegaron incluso a grabarse telenovelas venezolanas. Una de ellas fue «La dueña», transmitida por Venezolana de Televisión (VTV) en el año 1984, con guión de José Ignacio Cabrujas y Julio César Mármol | Foto: Andrés Rodríguez
La Escuela Superior de Música José Ángel Lamas se encuentra en la Avenida Urdaneta, al lado de la basílica menor de Santa Capilla. Fue propiedad de los Arismendi, y se dice que en ella estuvo presa Luisa Cáceres de Arismendi durante la Independencia. Recibió su nombre en 1916, después de ser remodelada por el arquitecto Alejandro Chataing | Foto: Andrés Rodríguez
Restos del salón Alirio Díaz en la Escuela Superior de Música José Ángel Lamas. En las paredes del ente educativo hay grafittis realizados por vándalos que han hecho uso de las instalaciones con fines delictivos, además de excremento de murciélagos y roedores | Foto: Andrés Rodríguez

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado