25.8 C
Caracas
viernes, 27 noviembre, 2020

Sueldos míseros y amedrentamiento del gobierno motivó protesta de docentes en centro de Venezuela

El magisterio de los estados Carabobo, Miranda y Vargas salieron a la calle nuevamente. Aseguran que sus condiciones laborales empeoran. La miseria de sueldo mensual y la bonificación decembrina, son vistas como una burla por parte del gobierno de Nicolás Maduro

-

Romelia esperaba ansiosa sus aguinaldos todos los años. Comprarles los juguetes a sus dos hijos por Navidad siempre le daba emoción. Sin embargo, este 2020, el beneficio recibido echó por la borda sus esperanzas. Como parte del primer mes de aguinaldo solo le depositaron Bs. 400.000, menos de un dólar.

“Estudié tantos años para nada, en este país no vale la pena ser profesional”, se quejó Romelia, quien es docente I, y este 21 de octubre, protestó junto con sus colegas en la plaza Bolívar de Santa Teresa del Tuy, estado Miranda, por sus reivindicaciones salariales.

LEE TAMBIÉN

Docentes anuncian protesta nacional este miércoles #21Oct

Al igual que Romelia, Eduardo salió a la calle este miércoles. Es docente categoría IV y le cancelaron Bs. 1.800.000 por concepto de aguinaldo. “Los educadores estamos empobrecidos, solo recibimos sueldos míseros y amedrentamientos por parte del Gobierno. Estos salarios son una burla”, indicó.

Así como Eduardo y Romelia, cientos de docentes salieron en los estados centrales de Venezuela: Carabobo, Miranda y Vargas, para expresar sus exigencias y protestar por los sueldos de hambre que han condenado a la miseria al gremio docente en el país.

En los Altos Mirandinos y el eje Guarenas – Guatire, importantes sub regiones del estado Miranda, los maestros también alzaron la voz.  Una de ella, Margarita Hernández expresó estar inconforme con su salario. Gana menos de dos dólares y en el Ministerio de Educación le están pidiendo certificados de salud, foniatría y mental, cuyo costo es $20, es decir, que debe invertir todo un año de trabajo para cumplir con estos documentos que se consignan anualmente. «Ya ni se para quien trabajo», reclamó molesta la docente, con 25 años de servicio y a la espera de su jubilación, desde la plaza Bolívar de Los Teques.

“Con vocación nadie hace mercado”, fue la consigna que enarblaron los docentes del eje Guarenas – Guatire (Foto. Lidk Rodelo)
- Advertisement -

Mientras, en la Avenida Intercomunal Guarenas-Guatire, se concentraron los maestros para rechazar el llamado del Ministerio de Educación de regresar a las aulas. “Vocación me sobra, pero con vocación nadie hace mercado. No podemos pagar los pasajes, no tenemos comida, no tenemos ropa ni zapatos. En la escuela nunca hay agua, la luz se va a cada rato. La comida no llega y los niños están pasando hambre. Es imposible trabajar así”, declaró la maestra Ana Mendoza, con 20 años de servicio en el municipio Zamora.

Funcionarios de la Policía Nacional (PN), la Guardia nacional (GN) y la Policía del Estado Miranda se desplegaron en diferentes puntos de la Avenida Intercomunal, incluso con equipos antimotines. Sin embargo, no se registró ninguna alteración del orden público.

LEE TAMBIÉN

Consulta El Pitazo | Sociedad civil reconoce la importancia del trabajo de los docentes

En Vargas docentes exigen respeto a la voz disidente

En la plaza Los Maestros de Maiquetía se concentraron los docentes, ante la jornada de protesta del gremio, solicitando mejoras salariales y un trato digo, donde se respete la disidencia y el derecho a la protesta.

“Desde la Zona Educativa de Vargas y desde la Dirección Regional de Educación, se han dado a la tarea de impedir que los maestros se manifiesten y puedan decir a viva voz las estrecheces que se deben enfrentar. Ya no es un tema de ganar poco, es que no ganamos ni para sobrevivir. ¿Qué compra un maestro con un mes de aguinaldo de 600 mil bolívares, Ministro Istúriz? . Yo le digo. Compramos si acaso medio cartón de huevo. Eso es un irrespeto a la carrera docente, un irrespeto a cada maestro de aula, que tiene todo el derecho de quejarse, sin que por eso sea amedrentado por un directivo”, indicó la docente y diputada a la Asamblea Nacional por Vargas, Ana Mercedes Aponte, quien junto a otros dirigentes gremiales y estudiantiles, lideraron la jornada de protesta.

Desde la plaza Los Maestros de Maiquetía, docentes de Vargas denunciaron la presión ejercida desde la Zona Educativa para evitar las protestas (Infociudadano Edioverth Araque)

Muchos docentes llegaron con pancartas en sus manos. Además de reclamos a las condiciones laborales y su bonificación, los maestros expresaron la minusvalía que enfrentan.

“Si no nos alcanza para comer, menos nos alcanza para comprar una medicina o solicitar atención médica. Es lamentable la estrechez del gobierno central, que coloca en el último eslabón de atención al sector docente”, contó Marina Agreda, docente de aula con 15 años de carrera.

En Carabobo maestros limpian casas y trabajan de vigilantes  

Docentes de la Gran Valencia, así como de las zonas de Guacara y Bejuma, en Carabobo, se sumaron a la protesta nacional para rechazar que algunos profesionales de la educación ganan un dólar quincenal, con lo que dicen se garantiza ni la calidad de vida, ni el cumplimento adecuado de los procesos de enseñanza y aprendizaje. 

Los maestros aseguran que deben realizar múltiples tareas no relacionadas con los procesos educativos  para generar ingresos y poder hacer al menos una o dos comidas al día. 

Docentes de Bejuma se unieron al llamado de protesta de todo el estado Carabobo (Foto. Paula Bauer)

“Tratamos la manera de ayudar al estudiantado, pero no podemos porque nos estamos muriendo de hambre. Tenemos hacer otros trabajos, dar clases dirigidas hacer, yo he tenido que cumplir funciones de vigilante porque no puedo sustentar los gastos de mi hogar con el sueldo que me tiene Aristóbulo”, expresó el docente Yoel Laya.

Los docentes manifestaron preocupación por las condiciones de vida de estudiantes y profesionales, quienes dicen, tampoco cuentan con ropa y calzado adecuado para realizar sus actividades. 

Sueldos dignos fueron reclamados por los docentes del litoral central, cuya bonificación de navidad no superó los 2 dólares. (Infociudadano Edioverth Araque)

“Estamos viviendo como unos indigentes, gano Bs. 350.000 cada 15 días, el pasaje son Bs. 40.000, yo tengo que trabajar en casas de familia para poder comprar tres o dos productos más, soy  egresada de la Universidad de Carabobo y tengo que lavar, planchar y limpiar en otras casas porque aquí los profesionales de la educación no ganamos nada, los zapatos que cargo, son regalados, porque no tengo como comprarme unos”, dijo la docente Nayibeth Veliz. 

Los profesionales de la educación indicaron que no se reincorporarán a las actividades académicas hasta tanto se concreten las mejoras salariales.

Equipo de corresponsales Centro

Lidk Rodelo, Nadeska Noriega, Pola Del Giudice, Paula Bauer, Rossana Batistelli y Ruth Lara Castillo

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado