20.1 C
Caracas
lunes, 28 noviembre, 2022

Portuguesa | «Esa comida parece para animales»: vecinos devuelven bolsas Clap

Aunque la gandola con los alimentos fue devuelta por la mala calidad de los productos, un día después, la autoridad obligó a la comunidad a recibirlos. El hecho ocurrió en Mijaguito, zona rural del municipio Páez

-

Acarigua.- Pese a la negativa de recibir los productos de los Comité Local de Abastecimiento y Producción (Clap) por la mala calidad de estos y estar incompletos, los vecinos de la población de Mijaguito, parroquia Ramón Peraza del municipio Páez, en Portuguesa, fueron obligados a quedarse con las bolsas.

En un video difundido a través de redes sociales, se observa cómo en la gandola repartidora de las bolsas, los vecinos están volviendo a cargar las bolsas para devolverlas al Estado Mayor de Alimentación. Se escucha decir que es harina de maíz amarillo que «no sirve». Ocurrió este sábado 6 de agosto.

«Se cansó el pueblo de Mijaguito de recibir la misma bolsa de siempre: tres harina de maíz amarillo que no sirve, medio kilo de pasta, un kilo de arroz, lentejas o arvejas (…) La gente quiere respuesta», se escucha en el audiovisual a un hombre narrar lo que sucede. Rápidamente el video empezó a circular en redes, haciéndose viral la queja. Muchas comunidades se sintieron identificadas, así que los comentarios, aplaudiendo la acción, no faltaron.

Los vecinos de la zona dijeron a El Pitazo que desde hace muchos meses dejaron de venderles azúcar, aceite, leche, entre otros productos, que una vez les trajo este programa promovido por el Estado, y que ahora solo recibe quejas.

«La gandola llegó el sábado, pero cuando vimos lo que traían las bolsas, decidimos devolverla, porque esa comida parece para animales», comentó un vecino de la zona, pidiendo no ser identificado por temor a represalias.

Los habitantes del poblado, con los responsables del Clap en la comunidad, levantaron un acta que fue presentada a las autoridades, pero tras una reunión con las «manzanera», funcionarios estatales les manifestaron que debían obligatoriamente recibir estos productos, porque de lo contrario no les devolverían el dinero que pagaron, mucho menos mejorarían los productos de la bolsa. 

«Así que el domingo en la noche, nos llegó la misma bolsa que habíamos devuelto. No hay derecho a pateleo», indicó el vecino que contó lo sucedido.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a