20.4 C
Caracas
martes, 27 octubre, 2020

En Bejuma no suenan tambores en honor a San Juan este #24Jun

Por primera vez en la historia local de esta tradición los Sanjuaneros de Bejuma, estado Carabobo, hacen parada por causa de la radicalización de la cuarentena por el COVID-19

-

Este año, por primera vez en la historia local de la tradición religiosa de Bejuma, estado Carabobo, este miércoles 24 de junio no repican los tambores en honor a San Juan Bautista. La radicalización de la cuarentena por el COVID-19 impide a los Sanjuaneros festejar a su santo.

Jairo Palencia, el sanjuanero mayor de la cofradía de Bejuma, patrimonio cultural del municipio, relató a El Pitazo, que tienen 32 años con esta tradición y, por primera vez, no podrán parrandear al santo pues la alcaldía no les dio el permiso correspondiente debido a la cuarentena nacional.

En la parroquia Canoabo, tampoco habrá San Juan. Doalhid Estrada, de la cofradía de San Juan Bautista de Canoabo, contó que su familia lleva al menos 40 años sanjuaneando y es la primera vez que no lo hacen.

«Ni siquiera pararon cuando murieron mis abuelos paternos, porque ellos decían que mientras existiera un Estrada en la tierra no podría faltar quien tocara un cumaco o hiciera un corrido”, expresó.

Tradicionalmente, en la parroquia Bejuma, cada 23 de junio los sanjuaneros inician las festividades de la víspera de San Juan, luego de llevar al santo a misa. El 24, el sonido de los tambores despierta a los pobladores. Son los sanjuaneros que llevan al río Las Calcetas a bautizar al santo. Posteriormente las calles del pueblo se llenan de alegría y música hasta altas horas de la noche.

LEE TAMBIÉN

Tambores de San Juan repicaron en Naiguatá sin temor al coronavirus

Jairo Palencia recordó que con el apoyo de sus amigos Nivaldo Pinto, José Rodríguez, Fernando Pinto, Ramón Pacheco y Jonny Vivas (ya fallecido), dieron sus inicios en Bejuma. “No conseguíamos una imagen de San Juan, así que el primer año agarramos un muñeco de plástico y lo vestimos como el Santo, pero una vela le cayó encima y lo quemó”, recordó Palencia.

- Advertisement -

Posteriormente, el reconocido tallista de Canoabo, Viviano Vargas, les hizo la efigie que aún conservan. «Es la más vieja del municipio”, comentó. Esta tradición se fue multiplicando y actualmente los sectores Unión, El Rincón, Bejumita y Pueblo Nuevo tienen su propio San Juan.

Este año, la pandemia calló a los tamboreros de San Juan, el santo que todo lo tiene y todo lo da. El ambiente, notoriamente, no es el de otros años: los sanjuaneros debieron conformarse con un video hecho en sus casas que trasmite la Secretaria de Cultura de la Gobernación a través de su canal en Youtube. “Dios sabe por qué pasan las cosas; ya será para el año que viene”, manifestó resignado Palencia.

Detrás de la noticia que acabas de leer hay otra historia. Fue posible gracias al esfuerzo de todo un equipo que, como tú, valora la independencia y está empeñado en visibilizar las injusticias y los abusos del poder. Para seguir haciéndolo necesitamos tu aporte. Súmate a nuestra causa de mostrar la realidad y mantenernos despiertos.Hazte Aliadodel periodismo que te cuenta la realidad y te mantiene despierto.
Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado