Director de Salud en Portuguesa: no se alteren, hay vacunas para todos

Los centros de vacunación de Portuguesa están ubicados en los hospitales centinelas Miguel Oraá en Guanare y Casal Ramos en Acarigua. No obstante, Aldana aseguró que, progresivamente, a estos dos centros se le sumarán 19 más para completar 21 en todo el estado

188
Foto: EFE

En varios estados del país el plan de vacunación inició con algunos tropiezos y desinformación. Funcionarios de salud de las gobernaciones reiteraron que las personas a vacunar, serán contactadas por mensajes de texto enviados de acuerdo a su registro en el sistema Patria. Aunque aseguran contar con las vacunas, el proceso ha sido lento.

«No se alteren, no desanimen, hay vacunas para todos», advirtió este lunes 31 de mayo el director regional de Salud en Portuguesa, José Gregorio Aldana, al anunciar que entre este sábado 29 y el domingo 30, fueron inmunizadas 98 personas mayores de 60 años en la entidad. «Todos fueron llamados de acuerdo a la lista enviada desde Caracas» explicó.

Los centros de vacunación de Portuguesa están ubicados en los hospitales centinelas Miguel Oraá en Guanare y Casal Ramos en Acarigua. No obstante, Aldana aseguró que, progresivamente, a estos dos centros se le sumarán 19 más para completar 21 en todo el estado.

El funcionario reconoció que el proceso fue lento, «pero nos estamos organizando», y reiteró que todo el pueblo de Portuguesa será vacunado en sus 14 municipios.

«Empezamos con la población más vulnerable que es la de adultos mayores», precisó el director de Salud.

Según Aldana, en Portuguesa se inició el proceso de vacunación con con la administración de la primera dosis de la Sputnik V.

Las colas en Alba Caracas

Entre 5 y 10 horas tuvieron que esperar las personas que asistieron este domingo 30 de mayo a la jornada de vacunación masiva contra el COVID-19, que se realizó en uno de los salones del Hotel Alba Caracas.

Desde las 6:00 am personas de todas las edades esperaban por recibir la primera dosis inmunizante del coronavirus, que según lo informado por el ministro Carlos Alvarado, sería la rusa Sputnik V para los mayores de 60 años y la vacuna china, Sinopharm, para los menores de 59 años. Sin embargo, la contradicción en las información ofrecida fue el común denominador de la jornada.

Uno de los aspectos en los que las autoridades a cargo de la vacunación no unificaban criterio, fue el relacionado a si las personas que recibirían la vacuna debían ser solo aquellas que previamente hubiesen recibido la notificación del sistema Patria o si estaba abierta para todos los ciudadanos por igual.

«Es una desorganización terrible, nadie informa de verdad, un representante de Somos Venezuela dice una cosa, el del Ministerio de Salud dice otra, el de Barrio Adentro sale con otra información. Yo no he recibido el mensaje del carnet de la patria, pero vine porque me dijeron que igual me puedo vacunar», expresó Norma Curlenguer de 73 años, habitante de Pedro Camejo.

Entretanto, Johny Méndez, de 70 años, residente de Sabana Grande debió esperar 5 horas para ingresar al denominado «hotel sanitario», a pesar de haber sido seleccionado por el sistema Patria. «Lo realmente desagradable es hacer una cola por tanto tiempo, esto debería ser más rápido porque tanta aglomeración aquí puede complicar más las cosas en lugar de solucionarlas», indicó.

Elizabeth Fernández y Hernán Hernández, pudieron ser vacunados aproximadamente a las 5:00 pm tras haber llegado a las 6:00 am. Informaron a El Pitazo que no estaban registrados en el sistema Patria y que eran muy pocas las personas adentro que habían sido notificadas mediante ese mecanismo. Les fue asignada la fecha de su segunda dosis para el 20 de junio.

A las 3:00 pm los funcionarios de la Guardia Nacional (GN) informaron que ya no habían más vacunas, lo que desató la molestia de los presentes y originó una breve trifulca entre los militares y quienes entraron a la fuerza alegando que tenían más de 8 horas de espera, al tiempo que denunciaban el ingreso de individuos que no habían hecho la cola.

Esto trajo como consecuencia que un numeroso grupo de personas tuvieran que irse a casa sin ser vacunadas. Asimismo, los ciudadanos pidieron a las autoridades instalar baños portátiles a las afueras del hotel.

Este lunes 31 de mayo, se conoció que a pesar del buen número de personas haciendo fila para tratar de ser inmunizados, al mediodía aún no había comenzado el proceso.

Comienza la protección

Autoridades del Instituto Carabobeño para la Salud (Insalud) informaron que 1.200 personas fueron vacunadas contra el COVID-19 entre sábado y domingo en el Parque Recreacional Sur de Valencia, como parte de la segunda fase del Plan de Vacunación Nacional.

La coordinadora del Programa Ampliado de Inmunizaciones (PAI) en la entidad, Lisbeidy Lamas, señaló que está prevista la distribución de vacunas en los 14 municipios de Carabobo.

«Este plan de vacunación se desarrolla de manera exitosa, hemos tenido la mayor receptividad por parte de los asistentes y aprovecho para hacer un llamado a la población en general para que mantengan la calma ya que progresivamente se irá ampliando la aplicación de la vacuna», expresó.

Trabajadores de la Maternidad del Sur manifestaron conformidad con el proceso y consideraron que de esta manera estarán más protegidos durante sus funciones.

«Esto nos permite cuidar nuestra salud y poder mantener nuestro servicio. La vacuna nos inmuniza y de esta manera podemos hacerle frente a la pandemia, definitivamente es el mejor medio para la prevención contra la enfermedad», expresó Yelkis Campo, coordinadora del departamento de registro y estadística de salud de la Maternidad del Sur.

Albert Campos, técnico radiólogo de la Maternidad del Sur, exhortó a los carabobeños a vacunarse contra el COVID-19. «Es la única alternativa que tenemos para poder alcanzar la inmunidad del rebaño y le digo a la población que tengan paciencia mientras siguen llegando las vacunas para todos».

Entre 500 y 600 vacunados por día

El sábado 29 de mayo se inició la vacunación masiva contra el COVID-19 en Mérida, específicamente en el municipio Libertador, donde se ubica la capital del estado. Personas mayores de 60 años o con riesgo de comorbilidad, seleccionadas a través del sistema Patria, aparecieron en listas para recibir una primera dosis en el Hospital Tulio Carnevali Salvatierra del Seguro Social o en el Centro de Diagnóstico Integral (CDI) Camilo Torres, ubicado en la urbanización Los Sauzales.

Hasta la fecha de publicación de esta nota, las autoridades competentes no han informado sobre la cantidad de dosis recibidas para la primera fase de vacunación masiva. Sin embargo, el pasado 5 de abril, Ramón Nieves, designado por Nicolás Maduro como autoridad única de salud en Mérida, informó en un programa de radio que ese día habían llegado 398 dosis de la vacuna Sputnik V, para ser puestas «en los próximos días» a personas de la tercera edad o con riesgo de comorbilidad seleccionadas por el sistema patria.

Jehyson Guzmán, diputado por Mérida ante la Asamblea Nacional de Maduro y quien ocupa el cargo de protector del estado, dijo el 29 de mayo que se vacunarán cerca de 500 a 600 personas diariamente, todas seleccionadas a través del sistema Patria.

«En Mérida tenemos unas 600.000 personas con el carnet de la Patria. Se van a ir atendiendo de manera progresiva, nadie tiene por qué desesperarse. En la medida en que vayan llegando las vacunas, se va a ir atendiendo a la población. Se tiene una estimación, un ritmo aproximado de aplicación de unas 500 a 600 personas por día», dijo Guzmán a través de una emisora local. Según el censo más reciente, de 2011, en este estado hay 828.592 habitantes.

El diputado añadió que el contacto con las personas seleccionadas es vía telefónica, mediante mensaje de texto, y reiteró que dicha selección se está haciendo a través del carnet de la patria y de la información recopilada por la Misión Barrio Adentro en sus visitas casa por casa.

Mientras se desarrollaba el inicio de la vacunación masiva, también recibían sus primeras dosis los trabajadores del sector salud que aún no habían sido inoculados. Jehyson Guzmán informó el viernes 28 de mayo que entregó 2.200 dosis de vacunas Sinopharm a la Corporación Merideña de Salud (Corposalud), que serán destinadas al personal sanitario de la red hospitalaria y ambulatoria que falta por inmunizar.

María Rivas, directora del Hospital tipo II de El Vigía, denunció el sábado 29 de mayo que 300 trabajadores de ese nosocomio aún no habían sido vacunados. Esta información contrasta con la ofrecida por Manuel Maldonado, autoridad única de salud en el municipio Alberto Adriani, quien el día anterior dijo que solo faltaban por vacunar 100 trabajadores de allí.

Según información ofrecida por Ramón Nieves, hasta el 27 de mayo habían sido vacunadas cerca de 12.000 personas en Mérida, entre médicos, enfermeros, trabajadores de centros de salud y personal del sector educativo. Este fin de semana se calculaba la vacunación de unas 1.200 personas más.

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.